CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » Casos incompatibles con carillas laminadas

Casos incompatibles con carillas laminadas

Publicado por Dr. Dario Vieira el 19 febrero 2014 en Estetica dental

Aplicar una carilla laminada no es siempre una opción que está al alcance del paciente y es que existen una serie de casos que hacen posible que el profesional tenga que proponer otras soluciones.

No es recomendable el uso de carillas laminadas cuando

Cuando se compromete la resistencia del diente debido a la pérdida estructural:
Por norma general las carillas dentales corresponden a motivos estéticos y, a diferencia de otros tratamientos, no tienen la misión de proteger y reforzar la estructura del diente. De esta manera en aquellos casos donde se corra el riesgo de comprometer la resistencia del diente se tendrá que descartar este tipo de tratamiento o tomar medidas preventivas tales como colocar un perno intrarradicular para garantizar la estructura del diente.

Comprometimiento oclusal:
Si bien es cierto que una de las razones por las cuales se recomienda el uso de las carillas laminales se debe a reestablecer las guías oclusales, hay que decir que en aquellos casos en los cuales este tratamiento interfiera directamente en el mantenimiento de diferentes limitaciones oclusales tales como los hábitos parafuncionales o la oclusión de borde a borde es muy recomendable no aplicar las carillas laminadas.

Dientes vestibularizados:
En el caso de que un paciente presente los dientes vestibularizados respecto al resto de dientes del arco únicamente podrá llevarse a cabo el tratamiento de la carilla laminada siempre y cuando no se altere la estructura del diente, por lo que tan solo se podrá retocar levemente el color o la forma del diente con el objetivo de no agravar la situación dental del paciente.

Disponibilidad del esmalte:
Otra de las razones por las cuales no es recomendable implantar una carilla dental se produce cuando el paciente tiene ausencia parcial del esmalte en la cara vestibular del diente. En esta situación es muy conveniente que el dentista realice un trabajo previo de adhesión con el propósito de asegurar una retención correcta de la carilla laminada.

Como hemos podido ver en estos casos la carilla dental no siempre es recomendable aunque hay que destacar que el sector nos ofrece interesantes alternativas y soluciones, por lo que podremos optar por aquella opción que mejor se ajuste a nuestra situación y, de esta manera, conseguiremos una mejora estética y funcional de nuestros dientes.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "Casos incompatibles con carillas laminadas"

    Deja tu comentario