CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » ¿Vas a realizarte un blanqueamiento dental? Entonces evita lo siguiente

¿Vas a realizarte un blanqueamiento dental? Entonces evita lo siguiente

Publicado por Imma Roca el 19 noviembre 2017 en Estetica dental

El blanqueamiento dental es un tratamiento cada vez más demandado debido a la celeridad del mismo y a sus estupendos resultados en un tiempo récord, por lo que es normal que cada vez más gente se interese por él.

Gracias al interés mostrado por la sociedad en blanquear sus dientes en las últimas décadas, cada vez salen a la luz más tipos de tratamiento.

Naturalmente, un tratamiento blanqueador comprado en la farmacia será menos efectivo que aquel que se realice en la clínica dental, ya que la norma europea por la que se rige nuestro país prohíbe que se dispensen sin receta aquellos productos blanqueadores que contengan una cantidad superior al 0,1 de peróxido de hidrógeno.

Naturalmente esta concentración no es lo bastante alta como para que notemos un gran cambio. Pese a ello, todavía muchas personas optan por recurrir a estos kits de blanqueamiento en casa, fundamentalmente promovidos por el bajo coste que tienen si los comparamos con los blanqueamientos que se pueden realizar en las clínicas dentales.

Pese a todo, nos queda la opción que nos ofrecen los profesionales: cuando es el dentista quien supervisa este tratamientos obtendremos unos resultados visibles gracias a la concentración superior del peróxido de hidrógeno que se nos aplica.

¿Cuál es el tipo de blanqueamiento que debemos realizar?

Naturalmente dependerá de los resultados que busquemos, pero como decíamos anteriormente, siempre nos irá mucho mejor un tratamiento aplicado en las clínicas dentales especialistas en estética que aquellos que podamos encontrar en el supermercado, en la farmacia o en internet.

Una vez sabemos qué diferencia hay entre un kit de blanqueamiento que podemos comprar en la calle y los tratamientos de blanqueamiento profesional, pasaremos a explicar las pautas de este tratamiento, así como las cosas a evitar.

Dependiendo de lo que busque el paciente, podemos ofrecer dos tratamientos de blanqueamiento diferenciado, e incluso combinarlos.

El tratamiento blanqueador combinado realizar tanto una acción en clínica como la que el propio paciente tiene que llevar a cabo en casa.

En el tratamiento combinado, el paciente deberá usar unas férulas especiales facilitadas por su dentista en la que aplicará un gel blanqueador.

Una vez pasado este tiempo, pasaremos a usar la técnica de la lámpara de luz fría. Durante esta técnica se usa un gel con una gran concentración de peróxido de hidrógeno, y aislando perfectamente las encías para que no se vean dañadas, encontraremos una importante mejora en nuestro blanco dental

La lámpara de luz led potencia el efecto del gel blanqueador, por lo que encontramos una mejora muy importante en el color de los dientes.

Estos tratamientos se combinan ya que se ha demostrado que su efecto conjunto hace que sus resultados se multipliquen, por lo que la efectividad del tratamiento sube exponencialmente.

¿Qué debo evitar durante el tratamiento de blanqueamiento?

Naturalmente, mientras el tratamiento se esté realizando, el dentista facilita unas pautas al paciente que este deberá seguir estrictamente, a fin de que los resultados no se vean comprometidos.

Estas están referidas directamente a la comida, ya que debemos suprimir los alimentos y las bebidas que causan tinción dental.

Asimismo, también debemos dar esquinazo a otro tipo de hábitos que suelen darse con frecuencia:

Usar pasta dental con clorhexidina: Las pastas dentales que usamos normalmente no llevan esta sustancia, pero sí que las llevan aquellas específicas tras una cirugía oral. El gran problema de estas es que tiñen los dientes, por lo que deberemos evitarlas.

Usar pasta dental blanqueadora: No son necesarias, ya que no van a mejorar el efecto que tendremos mediante la propia técnica de blanqueamiento. Lo ideal es que usemos pastas dentales fluoradas, que nos cuidarán el esmalte.

Productos para tratar la sensibilidad dental: Este tipo de producto se basa en cerrar los poros de los dientes. El problema, es que si los cerramos también evitaremos que los componentes blanqueadores penetren.

Tabaquismo: El tabaco es un elemento que perjudica gravemente a la eficacia de este tratamiento. Si no podemos dejar el hábito por completo (lo más recomendable) debemos restringir al máximo el consumo.

Comidas a evitar durante el tratamiento

Durante el mes de tratamiento debemos evitar algunas comidas debido a su poder de tinción, ya que podríamos terminar sufriendo manchas dentales o restando efecto del propio tratamiento:

Café, té rojo y negro, vino tinto y rosado, curry, chocolate negro, frutos rojos, ponche de frutas, salsa de soja, vinagre de Módena, tintas para consumir en arroces…

Todos estos productos (aquí hay un artículo donde hay un listado más extenso y los motivos) tienen capacidad de teñir la dentición.

Muchos de los pacientes nos indican la dificultad de suprimir de su dieta la totalidad de los elementos. Entre otros, el café o el té durante nada menos que un mes. En este tipo de caso, al igual que con el tabaquismo, también tenemos que restringir el consumo al máximo, y sobre todo evitar que la bebida se escampe por la boca.

Además de lo que hemos comentado antes, también es frecuente que algunos pacientes refieran sensibilidad dental durante el tratamiento, por lo que evitar aquellos alimentos que pueda causarla es una opción muy a tener en cuenta para no sufrir sus desagradables consecuencias.

No hay que temer, puesto a que esta es una sensibilidad leve y se revierte con el paso del tiempo, por lo que no debemos alarmarnos.

Debemos evitar los refrescos carbonatados, la limonada, los helados, aquellos jugos de frutas que de por sí contienen un alto nivel de acidez…

Si seguimos estos pasos al pie de la letra no sólo tendremos una sonrisa renovada y mucho más estética, sino que además la habremos conseguido sin sentir efectos secundarios. ¡Presume de sonrisa!

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "¿Vas a realizarte un blanqueamiento dental? Entonces evita lo siguiente"

Deja tu comentario