CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » Implantología dental: Factores de riesgo

Implantología dental: Factores de riesgo

Publicado por Dr. Dario Vieira el 13 enero 2016 en Implantes dentales

Las técnicas de implantología dental han mejorado mucho a lo largo de los años, proporcionándonos métodos con los que antes la gente sólo podía soñar: poco invasivos, estéticos y rápidos hacen las delicias de aquellos que deciden volver a tener una sonrisa natural, bonita y funcional. Para que esto llegue a buen término, naturalmente se deben seguir una serie de pasos que involucran a diferentes expertos, que van desde los implantólogos hasta los prostodoncistas, pasando por otros especialistas como los técnicos laboratorios, quienes se encargan de fabricar las prótesis dentales. Esto hace que el equipo se tenga que coordinar perfectamente como uno solo para, de este modo, garantizar el éxito del tratamiento. Mucha gente se pregunta “¿Existen factores de riesgo a día de hoy en la implantología dental? La respuesta es que pese a los avances que se han producido sí, siguen existiendo, pese a ser mínimos. Conozcámoslos:

Implantología dental: Factores de riesgo

Gracias a los avances que hemos desarrollado con el paso del tiempo en el campo de la implantología dental, a día de hoy implantarse una pieza dental se ha convertido en algo tan normal que prácticamente todo el mundo conoce a alguien que la tenga o que le haya explicado sus beneficios, pero, al igual que en todas las demás técnicas, también podemos encontrar algunos factores de riesgo, que terminen por quebrar nuestro plan inicial de actuación.

Deberemos tener en cuenta que, primero de todo, un implante dental supone una estructura que está sujeta a una carga, por lo que existe la posibilidad de que se cree la sobrecarga, lo que conllevaría una serie de complicaciones posteriores.

Por esto, es por lo que la biomecánica es la que se emplea en el campo de la implantología dental. De esta forma podemos explicar diferentes complicaciones que pueden surgir a lo largo de todo el tratamiento con implantes dentales.

El concepto de “sobrecarga de un implante” responde a que las fuerzas, independientemente de que sean funcionales o parafuncionales, ejercen una carga que provoca el fracaso del implante dental, el fracaso del pilar que aguanta la prótesis implantosportada o la pérdida del soporte del hueso.

El fracaso del implante dental puede encontrarse inclusive en la primera fase temprana de osteointegración, motivo por el que resulta de vital importancia que controlemos la carga durante el periodo inicial. De esta forma, lograremos que la primera fase del implante – hueso quede establecida de la mejor forma que sea posible. A fin de evitar las posibles complicaciones que puedan surgir, el odontólogo especialista en implantología realizará un análisis de los factores biomecánicos en la planificación del tratamiento.

Capacidad de carga hueso – implante

A fin de determinar cuál es la estabilidad total del anclaje del implante dental, será determinante que evaluemos cuál es la calidad y la cantidad del hueso disponible. En el caso de que el implante dental esté insertado en un hueso fuerte y compactado, las posibilidades de que éste prospere aguantando la carga de la prótesis en el futuro será muy superior.

Existen algunas ocasiones donde el hueso disponible no será suficiente para que logremos realizar el implante dental. En este momento, el dentista deberá esperar un tiempo prudencial en el que se forme nuevo hueso, para poder realizar posteriormente la intervención con mayor seguridad.

En el caso de la mandíbula será suficiente que esperemos durante 3 meses para que cicatrice. Por el contrario, en el maxilar este tiempo se verá dilatado hasta llegar a un total de 6 meses en su parte más posterior. Se ha demostrado que colocar implantes inmediatos con carga protésica en la parte anterior posee viabilidad.

Factores tecnológicos

Existen factores de tipo tecnológico que también influyen en la capacidad de carga de la prótesis dental implantosoportada. Estos son la precisión, la cementación de la prótesis o la cementación del tornillo. Cuando la prótesis y el implante están mal ajustados, se generan unas cargas estáticas que van directas al hueso.

En el caso de que se trate de una prótesis completa soportada mediante implantes no encontraremos complicaciones, y es que los implantes de este modo presentarán una distribución óptima. Pero en el caso de que esta sea una prótesis fija parcial, tenemos que tener en cuenta que la precisión resulta muy importante, ya que cada implante que se coloca tiene su valor estratégico. Es por esto por lo que cuando existen dos o tres implantes que soportan una prótesis fija la precisión en el ajuste de la prótesis con el implante tiene que ser excelente.

La retención del tornillo de la prótesis soportada con implantes también tiene una importancia vital, ya que en el caso de que estos no se encuentren bien apretados, la prótesis tenderá a aflojarse, y podría llegar a existir una sobrecarga del tornillo. El implantólogo especialista en la Clínica Propdental realiza un torque óptimo a la hora de apretar el tornillo para que no se de esta problemática.

En cuanto a la cementación de la prótesis sobre el implante, el dentista empleará un cemento provisional pero con una gran durabilidad, por lo que en caso de que sea necesario que se desatornille la prótesis, esto podría realizarse sin problemas.

Factores de riesgo biomecánico

Factores de riesgo oclusales: El contacto lateral en los movimientos de la mandíbula.
Factores de riesgo del hueso – implante: Varían dependiendo del hueso que se ha terminado de formar cuando la estabilidad inicial no es la correcta, y el diámetro del implante resulta ser más pequeño del idea.
Factores de riesgo geométrico: El número de implantes, la posición relativa que estos ocupan y la geometría de la prótesis.
Factores de riesgo tecnológicos: Cuando el ajuste protésico no ha sido realizado correctamente, los pilares no son los óptimos, y si la prótesis es cementada.
Signos de advertencia: En el caso de que el implantólogo observe la existencia de una sobrecarga en la prótesis soportada mediante implantes.

Tenemos que destacar que en las Clínicas Propdental, los implantes de titanio colocados por nuestros dentistas especialistas han sido diseñados siempre siguiendo los máximos estándares de calidad, lo que garantiza de esta manera soportar la prótesis en todas las situaciones clínicas siguiendo las recomendaciones indicadas.

En el caso de que se produzca una situación de sobrecarga, el dentista observará cuáles son los signos de advertencia producidos habitualmente antes de que se produzca una complicación y dicho implante termine por fracasar, siempre y cuando las revisiones periódicas que el odontólogo haya indicado sean realizadas.

Para frenar las posibles complicaciones que puedan acontecer debemos tener presente la posible aparición de los siguientes signos de advertencia. Estos son muy fáciles de reconocer:

  • En caso de que el tornillo se desafloje en más de una ocasión.
  • En el caso de que la prótesis implantosoportada se fracture
  • En el caso de que el tornillo de la prótesis se rompa
  • En el caso de que el hueso se reabsorba por debajo de la primera rosca del implante osteointegrado

En el caso de que apreciemos que aparece alguno de los signos anteriormente comentados deberemos acudir rápidamente a las Clínicas Propdental, donde el implantólogo especialista deberá realizar un análisis completo a fin de determinar cuál es la naturaleza del problema. De este modo sabremos encontrar la mejor solución y devolver la sonrisa que nunca debió perder.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "Implantología dental: Factores de riesgo"

Deja tu comentario