CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » Las muelas del juicio, los dientes más importantes de los adultos

Las muelas del juicio, los dientes más importantes de los adultos

Publicado por Dr. Dario Vieira el 15 Octubre 2015 en Blog Odontologia

La dentición de las personas presenta un período evolutivo muy claro: primero emergen los dientes primarios, luego los permanentes y, finalmente, aparecen las muelas del juicio. Existen miles de alteraciones de este proceso que la odontología moderna consigue resolver, sobre todo gracias al diseño de nuevos tratamientos que se adaptan a las necesidades específicas de cada paciente. De las dificultades que pueden desarrollarse en la evolución de la dentición, las más molestas son las asociadas a las muelas del juicio. Dolor al masticar, hablar, cepillarse los dientes, deglutir… Y no sólo en la zona posterior de la boca (dónde se encuentran estos dientes), sino que las molestias también se sienten en el cuello, la cabeza y los oídos.

¿Qué son las tan temidas muelas del juicio? ¿Por qué generan dolor? Son los cuatro terceros molares y los últimos en erupcionar, dos en el hueso maxilar superior (en ambos lados) y dos en la mandíbula (uno a la derecha y otro a la izquierda). Se identifican como muelas del juicio porque aparecen alrededor de los 18 años de edad, cuando se considera que el paciente ya tiene “juicio”. Las personas se plantean muchas preguntas alrededor de las muelas del juicio, y los dentistas en Clínicas Porpdental quieren resolver todas y cada una de ellas. Nuestro equipo de profesionales tiene formación y experiencia en tratar este tipo de problemas, incluso cuando aparecen complicaciones severas y difíciles de resolver.

Las preguntas más frecuentes acerca de las muelas del juicio

  1. ¿Todos los pacientes tienen muelas del juicio?
    No todos los pacientes tienen muelas del juicio. De hecho, pueden darse tres situaciones distintas: que no erupcionen los terceros molares por cuestiones genéticas, que erupcionen de forma adecuada y participen de la masticación como si fuera un diente más o que las muelas del juicio queden atrapadas en el hueso del maxilar o en la mandíbula y generen esos problemas de los que hablábamos anteriormente. Cuando se da esta tercera situación, la atención dental del profesional es crucial y completamente necesaria.
  2. ¿Por qué se quedan atrapadas en el hueso?
    Si los terceros molares se quedan atrapados en el hueso, puede ser debido a diferentes circunstancias. Sin embargo, las causas principales pueden dividirse en factores generales (que pueden ser hereditarios, como los problemas de tamaño, o congénitos, como malformaciones que afectan la cara o los maxilares) y factores locales (falta de espacio, mala posición de la muela, aparición de dientes supernumerarios, quistes…). El causante más común de esta situación es la falta de espacio.
  3. ¿Qué consecuencias provocan cuando se quedan atrapadas en el hueso?
    Cuando las muelas del juicio quedan atrapadas en el hueso causan infinidad de problemas: desalineación de los demás dientes, enfermedad de las encías, caries dentales, desmineralización del esmalte, erosión, problemas neuromusuclares, problemas quísticos y tumorales… La lista de problemas es infinita, y no sólo aparecen en la cavidad bucal. El cuello, la cabeza y los oídos también se ven afectados por los terceros molares incrustados. El dolor se esparce por toda la zona y traslada una verdadera sensación de malestar general al paciente, dificultando todas aquellas actividades que tiene que realizar con la boca.
  4. ¿Se pueden prevenir los problemas de las muelas del juicio?
    Sí, los problemas de las muelas del juicio se pueden prevenir con visitas regulares a la clínica dental. A través de visitas semestrales (una vez cada seis meses) se puede detectar fácilmente la posibilidad de atrapamiento de los terceros molares y, en caso de que así sea, se necesitará extraerlas.
  5. ¿Cómo se resuelven estos problemas en Propdental?
    La extracción es la técnica indicada para eliminar todo problema que afecte a las muelas del juicio. Sin embargo, la prevención siempre es el mejor de los remedios. Estos dientes tienen que extraerse tan pronto como se detecte su incrustación al hueso, y esto se hace mediante un proceso quirúrgico. Normalmente se recomienda realizar esta operación entre los 15 y los 20 años de edad, sobre todo si el paciente ya ha notado molestias.
  6. ¿Qué dentista es el indicado para realizar este procedimiento?
    El dentista en Clínicas Propdental indicado para realizar esta extracción es el especialista en intervenciones quirúrgicas. Gracias a su extensa formación y experiencia, es capaz de eliminar los dolores en tan sólo una intervención.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "Las muelas del juicio, los dientes más importantes de los adultos"

    Deja tu comentario