CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » Boca sana para mi bebé

Boca sana para mi bebé

Publicado por Dr. Dario Vieira el 18 Junio 2015 en Odontologia

Muchos padres no se dan cuenta que la necesidad de realizar un mantenimiento de la salud oral de su bebé empieza en el mismo momento en que nace. Incluso antes de tener ningún diente, los padres deben utilizar un paño limpio y húmedo para limpiar las encías de su hijo o hija después de cada alimentación.

Pero tan importante como limpiar su boca es darle el alimento correcto. Ningún niño debería ir a dormir tomando un biberón de leche o zumo. Ambas bebidas contienen azúcar que puede dañar los dientes si dejamos que estén en contacto con ellos durante largos periodos de tiempo.

¿Cómo consigo una boca sana para mi bebé?

Tan pronto como el pequeño sea lo suficientemente mayor como para jugar, los padres deben enseñarle la importancia de compartir. Pero existe una excepción que también debemos explicarle: no se deben compartir los cubiertos, las botellas, ni la comida.

Aunque sea muy tentador darle a tu hijo un mordisco de tu helado o un trago de tu bebida, compartir cualquier cosa que nos metemos en la boca es una manera muy fácil de transferir bacterias que provocan la caries. Debemos ser especialmente sensibles con este tema con los bebés, ya que sus defensas todavía no se han desarrollado por completo.

Lleva a tu hijo al dentista cuando cumpla un año

Si tu hijo todavía no ha ido al dentista y ya ha cumplido un año, es hora de llevarlo. Los odontopediatras de Propdental recomiendan llevar a los bebés por primera vez a la clínica dental seis meses después de que les haya erupcionado el primer diente o antes de cumplir el año de edad. A pesar de que como padre puede parecerte demasiado temprano, esta visita es muy importante para estudiar el desarrollo oral del bebé y prevenir todo tipo de problemas.

Además, sirve para que el bebé se familiarice con el dentista, el equipo dental y el ambiente de la clínica dental. Empezar las visitas dentales de manera temprana es una buena manera de asegurarse que tu hijo no tendrá ningún problema con ellas cuando se haga mayor.

Nuestros odontopediatras ofrecen un trato cercano

Establecer una buena relación con el odontopediatra de tu hijo también te ayuda a ti como padre o madre. Aunque te hayas cepillado los dientes y pasado el hilo dental toda tu vida, mantener la boca sana de un niño requiere unas cualidades muy diferentes (paciencia, por ejemplo). Pídele al dentista que te haga una demostración.

Conocer personalmente al dentista también significa que sabrás a quién llamar en caso de sufrir una emergencia dental. Y último pero no menos importante, llevar a cabo un tratamiento preventivo te permitirá cuidar de la boca de tu hijo y evitar así posibles problemas complicados que requieran caros tratamientos en el futuro.

Pon los cimientos de una buena salud oral

En definitiva, si acabas de tener un hijo y estás pensando “quiero una boca sana para mi bebé”, tu objetivo pasa por llevarlo al dentista antes de que cumpla su primer aniversario. En esta visita inicial se te darán instrucciones de higiene oral, se estudiará la situación de la mordida de tu pequeño y se comprobará que no sufre ningún inicio de caries ni otros problemas orales.

Instaurar buenos hábitos orales en la vida de tu hijo cuando es pequeño no solo le ayudará durante su infancia sino que estos le acompañarán a lo largo de su vida para mantener una boca sana cuando deje de ser un niño y ya no dependa de ti.

Si tu hijo ya ha cumplido un año llama a tu clínica dental Propdental más cercana y pide una visita con el odontopediatra para tu pequeñín.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "Boca sana para mi bebé"

    Deja tu comentario