Causas que pueden provocar una inflamación
Inicio » Causas que pueden provocar una inflamación

Causas que pueden provocar una inflamación

Actualizado el 1 diciembre 2018

La ciencia médica nos ha ofrecido una clara definición de la palabra inflamación: es la respuesta del sistema inmunológico de un organismo al daño causado a sus células y tejidos vascularizados. Dicho daño es provocado por patógenos bacterianos o por cualquier agente agresor de naturaleza biológica, química, físico o bien mecánica. El concepto ya fue determinado en los jeroglíficos del antiguo Egipto y ha ido evolucionando hasta el momento.

Desde su condición más clásica, las causas que pueden provocar una respuesta inflamatoria de nuestro organismo son las siguientes.

  • Biológicas: como por ejemplo sustancias químicas endógenas, necrosis tisular por isquemia, reacciones de tipo antígeno´- anticuerpo con participación del complemento o microorganismos.
  • Físicas: calor, radiaciones, traumatismos, cuerpos extraños, etc.
  • Químicas: cásuticos, etc.

Tal y como se ha indicado, los tejidos de nuestro organismo se comportan ante cualquier tipo de agresión mediante un determinado mecanismo protector y de defensa: la respuesta inflamatoria. Su finalidad principal, guiada por una serie de mediadores químicos, es normalizar el tejido lesionado. En función del agente agresivo, la respuesta inflamatoria será variable, dejando atrás el concepto estereotipado de inflamación que muchos pacientes tienen. Además, dependiendo de su etiología e intensidad, los procesos inflamatorios se acompañan de una serie de manifestaciones generales, tales como fiebre y alteraciones de la población leucocitaria.

La inflamación más común en odontología

Muchos pacientes visitan su clínica dental debido a una inflamación localizada o bien generalizada de sus encías, así como a un sangrado en ocasiones constante. Las encías inflamadas adoptan un color rojizo y un tamaño más grande de lo normal, siendo prominentes y hasta pudiendo bloquear los dientes por completo.

La causa más común que produce dicha inflamación es la gingivitis, una infección de las encías causada principalmente por la acumulación de placa bacteriana sobre la superficie de los dientes y las mismas encías. Si la gingivitis no es tratada por el dentista, la infección puede llegar hasta el hueso, provocando que se aflojen los dientes o que incluso lleguen a caerse, pudiendo así generar problemas más graves.

La enfermedad puede ser causada por distintos factores, como por ejemplo una higiene dental pobre o que no se realiza de forma correcta, desequilibrios hormonales tales como los que provoca un embarazo, una alimentación pobre en nutrientes o ciertas enfermedades como la diabetes o la osteoporosis, entre otros. En ocasiones, la aparatología dental mal cuidada también puede generar gingivitis.

Algunos pacientes entienden la respuesta inflamatoria oral como un fenómeno común que, sin tratarlo, va a desaparecer de forma natural. La verdad es que una inflamación puede ser un síntoma de una enfermedad severa que, de no tratarse, puede provocar consecuencias más complejas o incluso irreparables. Para evitarlo, los dentistas en Clínicas Propdental advierten acudir a la consulta al notar los primeros síntomas y molestias de inflamación.

Sobre el autor:

Dr Dario Vieira Pereira
Licenciado en odontología. Se ha especializado con el Máster en Cirugía e implantología por la Universidad de Barcelona, y completó su formación con el Diploma de Estudios Avanzados en la Facultad de Odontología de la misma Universidad.

Licenciado en Odontologia 1996-2001
Master de cirugía bucal e implantología bucofacial, Facultad de odontología, Universidad de Barcelona 2001-2004
Diploma de estudios avanzados del Doctorado con clasificación de excelente 2006.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "Causas que pueden provocar una inflamación"

    Deja tu comentario

    He leído y acepto la política de privacidad de propdental.es
    Consiento que se publique mi comentario con los datos que he facilitado (a excepción del email)

    ¿Qué hacemos con tus datos?
    En propdental.es te solicitamos tu nombre y email (el email no lo publicamos) para identificarte entre el resto de personas que comentan en el blog.

    Además, si quieres que te notifiquemos vía email, usaremos el email y el nombre que has proporcionado para poder enviarte las respuestas sobre este artículo
    PEDIR CITA
    TE LLAMAMOS

    Te llamamos
    Pide cita