CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » ¿Cómo reducir la dolorosa sensibilidad dental?

¿Cómo reducir la dolorosa sensibilidad dental?

Publicado por Dr. Dario Vieira el 10 Julio 2015 en Odontologia

¿Alguna vez has tomado un trago de una bebida caliente o has mordido un helado y has notado una punzada de dolor intenso en los dientes? Si es así, puede que padezcas sensibilidad dental, un problema tratable que afecta a muchas personas alguna vez en su vida.

¿Cómo se puede reducir la dolorosa sensibilidad dental?

La dolorosa sensibilidad dental ocurre cuando hay algún motivo que provoca que la dentina quede expuesta. Esta capa blanda es la que se encuentra por debajo del esmalte dental y tiene miles de túbulos que van desde el exterior del diente al centro nervioso del mismo. Al quedar expuesta, el calor, el frío o los alimentos azucarados desencadenan dolor que se traslada desde a dentina hacia el nervio del diente.
Estas son las 10 causas principales de la sensibilidad dental, junto con la manera de tratar el problema en cada caso:

  1. Cepillarte los dientes demasiado fuerte: si te cepillas los dientes con demasiada fuerza puede que te estés haciendo más mal que bien. Cepillarse los dientes demasiado fuerte o con un cepillo de cerdas duras puede desgastar la superficie de las raíces y exponer la dentina. Comprueba el cepillo de dientes que tienes y si las cerdas son rectas o apuntan en múltiples direcciones. En este segundo caso, esto podría significar que aplicas demasiada presión en tus dientes.
  2. Utilizar una pasta dental incorrecta: ciertas pastas dentales aumentan la sensibilidad dental Hablamos de pastas blanqueadoras y del control de placa que contienen pirofosfato de sodio. Cambia tu pasta y utiliza una pasta especial para dientes sensibles que contenga nitrato de potasio, que ayuda a bloquear los pequeños túbulos de la dentina. Deberás utilizarla durante un tiempo antes de que haga efecto.
  3. Cepillarte demasiado ‘temprano’: si cepillas tus dientes justo después de tomar substancias ácidas, no te estás haciendo ningún favor. Hacer esto emblandece tu esmalte y lo vuelve más vulnerable a la erosión dental. Si has comido o bebido algo ácido, espérate como mínimo 30 minutos antes de cepillarte los dientes.
  4. Rechinar tus dientes: apretar y rechinar los dientes tus dientes puede desgastar el esmalte y exponer la dentina. Algunos de nosotros lo hacemos durante la noche y no somos consciente de ello. En caso que sufras bruxismo, así se llama esta condición, el dentista puede recomendarte una férula dental para proteger tus dientes durante la noche.
  5. Acumulación de la placa: la presencia de placa en la superficie de las raíces dentales puede provocar sensibilidad dental. Por eso es imprescindible acudir a las visitas rutinarias con tu higienista dental.
  6. Utilizar enjuague oral: los enjuagues pueden dejarte un aliento muy fresco pero algunos de ellos contienen ácidos que pueden agravar la sensibilidad dental. Pregúntale a tu dentista cuál es el mejor para ti.
  7. El blanqueamiento dental: nada es más bonito que una sonrisa blanca y brillante, pero los productos blanqueadores son uno de los mayores contribuidores a la sensibilidad dental. Pregúntale a tu dentista que puedes hacer para evitar estos efectos secundarios.
  8. Comer alimentos ácidos: las bebidas y comidas con un alto contenido ácido pueden desgastar el esmalte y dejar expuesta la dentina. Reducir su consumo te ayudará a proteger tus dientes y a evitar la sensibilidad dental.
  9. Sensibilidad post-tratamiento: tratamientos odontológicos como las limpiezas dentales profesionales, la colocación de coronas y de restauraciones dentales pueden provocar una sensibilidad dental temporal que suele irse al cabo de unos días.
  10. Dientes dañados: los dientes rotos o agrietados pueden provocar sensibilidad dental. Además, son una puerta de entrada para las bacterias, que si llegan a la pulpa dental causan inflamación y dolor. Por esto debes visitar automáticamente a tu dentista después de sufrir la rotura de un diente.

No tienes porque lidiar con la sensibilidad durante toda la vida. Seguir estos consejos puede ayudar a reducir los síntomas para que puedas seguir tomando comidas y bebidas sin tener que sufrir por el dolor dental. Si tienes un diente en concreto que está especialmente sensible y te provoca dolor durante tres o cuatro días y reacciona tanto al frío como al calor, pide una cita con tu dentista de Propdental cuanto antes.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "¿Cómo reducir la dolorosa sensibilidad dental?"

    Deja tu comentario