CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » ¿Cuál es el tratamiento de los desórdenes temporomandibulares?

¿Cuál es el tratamiento de los desórdenes temporomandibulares?

Publicado por Dr. Dario Vieira el 14 marzo 2016 en Odontologia

Antes de que comencemos a hablar sobre cuál es tratamiento adecuado de los desórdenes temporomandibulares, tenemos que conocer cuáles son los aspectos básicos sobre la anatomía de la boca y la mandíbula en particular. Ésta última se encuentra conectada al cráneo a través de dos articulaciones que se encuentran a cada lado de la cabeza. Debido a la complejidad que presentan estas estructuras y al tipo de trabajo que realizan, consideramos que las articulaciones temporomandibulares son las más complejas de todo el cuerpo humano.

Es por este motivo por el que si se causa un mínimo daño en la articulación, ya sea provocado a causa de un golpe, por el estrés o en definitiva, cualquier otro motivo) esto puede ocasionar un seguido de efectos en forma de dolor, incomodidad cuando abrimos y cerramos la boca, presencia de ruidos extraños e inclusive la incapacidad para masticar.

Desórdenes temporomandibulares: Un problema común

Ciertas investigaciones realizadas apuntan que entre un 50 y un 70% de la población muestra como mínimo un síntoma de desorden temporomandibular que se relaciona con la masticación. Pese a esto, únicamente un 7% de los pacientes que presentan estos síntomas necesitan de un tratamiento para corregir el problema.

Hoy en día todavía no se ha descubierto un motivo único que cause estos problemas, por lo que los médicos todavía creen que es debido a una causa multifactorial. Las principales causas que se barajan son las siguientes:

  • Desórdenes estructurales
  • Traumatismos y golpes
  • Factores psicológicos (estrés, ansiedad, depresión…)
  • Inflamaciones
  • Hábitos poco saludables
  • Rechinamiento dental
  • Desórdenes oclusales (maloclusión, pérdida de dientes…)

Un diagnóstico precoz es fundamental

En todo caso, deberemos saber que una de las causas anteriormente mencionadas puede terminar desencadenando la aparición de otras, lo que haría que este desorden termine por agravarse con el tiempo. Por esta razón es tan importante un diagnóstico precoz, para así llevar a cabo el tratamiento que se requiera.

Ahora bien, resulta evidente que tampoco es necesario que nos dejemos llevar por un arranque de pánico. Como decíamos anteriormente, aproximadamente el 93% de los pacientes que muestran algún signo no necesitarán ningún tipo de tratamiento, y es que nuestro cuerpo termina por adaptarse a la situación. El tratamiento únicamente se llevará a cabo en aquellos casos donde el desorden resulte agudo, lo que inhabilite el funcionamiento correcto de la mandíbula. En la mayor parte de los casos, el tratamiento a seguir pasa por corregir los síntomas que se presentan, y no las causas como se pudiera creer.

Tratamiento de los desórdenes temporomandibulares

Las formas para tratar este tipo de desorden dependerá del diagnóstico que realice el dentista de Propdental. Por norma general suele ser iniciado con un tratamiento de diferentes fases, que al principio resultan conservadoras y sintomáticas. La finalidad del tratamiento suele buscar la reducción de la tensión muscular de la mandíbula, que en muchos casos es la que causa las molestias. Encontramos muchas formas de lograr esta relajación, pero se tendrá que buscar la que se mejor se adapta en cada paciente.

En el caso de que se diagnostiquen hábitos propios del bruxismo como el apretamiento o el rechinamiento de los dientes, deberá estudiarse el uso de una férula nocturna. Este dispositivo confeccionado especialmente se encargará de separar los dientes inferiores de los superiores, lo que prevendrá que las mandíbulas entren en contacto. De esta forma, la férula se encargará de permitir que los músculos de la masticación se mantengan relajados, para de esta forma reducir su tensión. Además, gracias a este aparato también prevenimos el daño de los dientes, y especialmente del esmalte dental.

En casos más severos, las radiografías que se toman en la zona suelen demostrar que los huesos y los cartílagos de la zona se encuentran dañados, situación en la que deberá consultarse a un cirujano maxilofacial.

La cirugía: La última bala en la recámara

En contadísimas ocasiones termina por necesitarse una intervención quirúrgica, ya que este es un tratamiento invasivo que, como en todas las cirugías, encontramos ciertos riesgos. Como decíamos anteriormente, en la mayoría de casos, el sistema masticatorio se adapta a los desórdenes existentes, y consigue aportar una funcionalidad correcta pese a los defectos. Únicamente en los pacientes que no consiguen recuperar la funcionalidad, se optará por probar con el tratamiento de cirugía.

En el caso de que creas poder estar sufriendo algún caso de desorden temporomandibular, deberás consultarlo con tu dentista de confianza de Propdental durante la siguiente visita rutinaria en tus clínicas dentales de Barcelona.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "¿Cuál es el tratamiento de los desórdenes temporomandibulares?"

Deja tu comentario