CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » ¿Cuándo NO cepillarse los dientes?

¿Cuándo NO cepillarse los dientes?

Publicado por Dr. Dario Vieira el 2 diciembre 2014 en Odontologia

“Cepíllate los dientes a menudo” es la orden que casi todos los pacientes reciben por parte de su dentista tras cada una de sus visitas. Sin embargo, esto no significa que  sea necesario cepillarse los dientes cada vez que comes o bebes algo. A veces, exponer tu boca a cerdas duras o pastas de dientes abrasivas en un mal momento puede provocar daño en tu esmalte y tus encías. Aunque te suene extraño, el buen cuidado dental puede requerir cepillarte menos los dientes. Por eso debes tener varias cosas presentes antes de cepillarte los dientes.

No cepillarse los dientes tras comer alimentos ácidos

Si lo primero que haces después de una comida abundante es coger el cepillo de dientes y la pasta dentífrica, espérate un momento. Algunos líquidos como los refrescos carbonatados, contienen ácidos fosfóricos que emblandecen el esmalte temporalmente. Incluso algunos alimentos más ‘sanos’ como el zumo de naranja contiene ácido cítrico que puede debilitar el esmalte. Cuando el esmalte está debilitado por estas circunstancias, lo último que necesita es cepillarlo, ya que puedes desgastarlo eliminando cantidades microscópicas.

“Espera un momento”, puede que pienses, “¿sólo cantidades microscópicas? No puede ser tan malo…” Sí que lo es, sobre todo si tenemos en cuenta que el esmalte no se reproduce, que es irremplazable y que ya se desgasta por sí solo a medida que nos hacemos mayores.

Así pues, si quieres mantener unos dientes perfectos y seguir unos buenos hábitos orales, asegúrate que reduces el nivel de ácido en tu boca bebiendo agua y que esperas al menos 20 minutos para cepillarte los dientes. Esto dará tiempo a tus dientes para poder recuperarse, permitiendo que la saliva limpie la boca y fortalezca el esmalte.

No utilices un cepillo de cerdas duras
Quizá piensas que cepillar tus dientes es como fregar el suelo – cómo más fuerte friegues, más buenos resultados, ¿verdad? No necesariamente. Las cerdas duras puedes provocar un desgaste innecesario en el esmalte y no tienen porqué limpiar mejor los dientes que las cerdas blandas. Las cerdas duras aplican una presión fuerte en los dientes pero no son lo suficientemente flexibles para llegar a los espacios reducidos, que son los que más problemas comportan en la higiene dental. Las cerdas suaves son flexibles y capaces de llegar en las zonas más recónditas para eliminar cualquier partícula de comida y de bacterias que raspan el esmalte.

Utilizar un cepillo de dientes demasiado duro puede comportar también recesión gingival, ya que si se utiliza con mucha presión puede ser demasiado agresivo con la línea de la encía. Por eso, cuando escojas tu nuevo cepillo de dientes, asegúrate de descartar los cepillos duros y medianos y elegir el cepillo suave, o incluso mejor, ¡el extra suave! Puede que se te haga raro los primeros días y que te cueste un poco acostumbrarte, pero tu esmalte te lo agradecerá.

No cepilles tus dientes excesivamente
Debes cepillarte los dientes mínimo dos veces al día, preferiblemente tres veces. Pero una vez has llegado a los tres cepillados, reconsidera la posibilidad de cepillártelos una cuarta vez. Del mismo modo que cepillarte los dientes con un cepillo de cerdas duras puede dañar tus dientes, cepillártelos demasiado a menudo también puede dañar tus encías o dientes. Si estás obsesionado con la limpieza de tus dientes, considera otras maneras de limpiarlos. Bebber mucha agua te ayuda la secreción de saliva, que a su vez proporcionan minerales que protegen tus dientes. Come verduras crujientes crudas como el apio. Comer frutas como las manzanas directamente de la pieza también puede ser muy beneficioso. Masticar chicle sin azúcar y con xilitol también es una muy buena opción.

Si eres un limpiador compulsivo de tus dientes, utiliza algunas de estas opciones para limpiártelos, y recuerda que de hacerlo no solo estarás ayudando a la salud de tu boca sino a tu salud general.

Cepilla tus dientes de manera inteligente
La próxima vez que hables con un dentista y te aconseje limpiarte los dientes, acuérdate de lo que te quiere decir exactamente. Cada vez que cojas el cepillo de dientes, piensa cuanto rato hace que has comido y si es mejor beber un poco de agua y esperar unos minutos a que la saliva reduzca los niveles de acidez para someterte a un cepillado de menos riesgo.

Si tienes alguna duda acerca del cepillado dental, no dudes en comentársela a tu dentista de Propdental en la próxima visita a nuestra clínica dental en Barcelona.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "¿Cuándo NO cepillarse los dientes?"

Deja tu comentario