CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » Frenillos bucales

Frenillos bucales

Publicado por Dr. Dario Vieira el 19 julio 2013 en Odontologia

Los frenillos bucales son unas formaciones en banda de tejido conectivo fibroso, muscular o fibromuscular que están recubiertas de mucosa, que van desde el reborde alveolar hasta la mucosa del labio, mejilla o lengua. Pueden afectar a los niños y si no se trata también a los adultos.

Problemas que ocasionan los frenillos bucales

En condiciones normales no provocan ninguna patología, pero a veces pueden dar problemas clínicos ortodóncicos, protésicos, fonéticos o periodontales. Hay tres tipos de frenillos bucales: labio superior, labio inferior y lingual.

Frenillo labial superior

El frenillo labial superior es una banda de tejido que va desde el vestíbulo bucal y porción media del labio superior hasta la línea media del maxilar.

Es el causante del diastema o separación de los incisivos centrales superiores, fundamentalmente en niños que necesitarán ortodoncia.

En los adultos suele provocar problemas con las prótesis, ya que interfiere en la retención y/o estabilidad de las mismas, o provocan irritación en la zona.  Normalmente los frenillos largos y con inserción anómala se tratan mediante cirugía y ortodoncia, para eliminar el frenillo y cerrar el espacio entre los dientes.

Frenillo labial inferior

El frenillo labial inferior es una estructura anatómica que cuando se inserta en la papila interdentaria entre los incisivos inferiores puede provocar problemas periodontales que luego necesitan un injerto de conectivo, ya que provoca una ausencia de encía queratinizada en la zona.

Esto conlleva a una mayor tendencia a la inflamación y a la recesión gingival.

Frenillo lingual

El frenillo lingual corto es seguramente el que más preocupa a los padres, ya que predomina en los niños y provoca una menor movilidad de la lengua y alteraciones en la fonación. Para comprobar el grado de anquiloglosia y si hay necesidad de tratamiento, se hace una prueba muy sencilla para ver si el paciente puede o no tocar con la punta de la lengua con la boca abierta la cara palatina de los incisivos superiores. También se mira cuánto puede sacar la lengua fuera.

El tratamiento puede ser conservador o quirúrgico dependiendo del caso. El tratamiento conservador se puede hacer en casos de anquiloglosia moderada antes de los 6-8 años, y consiste en hacer ejercicios de mecanoterapia para forzar la movilidad de la lengua.

El tratamiento quirúrgico se hace en casos severos y mejor a partir de los 6-8 años.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "Frenillos bucales"

    Los comentarios están cerrados