CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » La periodontitis al completo

La periodontitis al completo

Publicado por Janepropdental el 2 febrero 2015 en Odontologia

Recibir un diagnóstico de periodontitis es una seria llamada de atención en relación a tu estado de salud oral y de salud general. Un estadio severo de enfermedad periodontal suele comportar la destrucción de los tejidos blandos y del hueso que soportan los dientes en su sitio. La pérdida dental es solo uno de los problemas asociados con la periodontitis no tratada. Y es que la enfermedad periodontal puede contribuir a la aparición de problemas de salud general, como enfermedades coronarias, embolias y problemas respiratorios. Lo bueno de todo esto es que la periodontitis es un problema que se puede prevenir.

¿Qué es la periodontitis?

La periodontitis es una enfermedad progresiva que ocurre cuando la inflamación de las encías se escampa hacia debajo de la línea de la encía. Con el tiempo, la infección empieza a destruir los tejidos subyacentes, ligamentos y huesos que soportan los dientes. Teniendo en cuenta que la periodontitis está provocada en gran parte por culpa de la acumulación de placa dental y sarro, mantener una buena higiene oral es la manera de controlar este problema tan común.

Factores de riesgo de la periodontitis
Además del factor de riesgo principal que hemos comentado, una mala higiene oral, existen otras situaciones que aumentan las probabilidades de sufrir periodontitis:

  • Mala nutrición
  • Gingivitis
  • Diabetes
  • Tabaco
  • Historial familiar
  • Drogadicción
  • Edad (tener más de 35 años)
  • Restauraciones dentales mal fijadas
  • Tomar medicinas que reducen el flujo salivar
  • Cambios hormonales relacionados con el embarazo o la menopausia
  • Sistema inmunitario debilitado por culpa de enfermedades como la Leucemia o el sida

Las tres fases de la periodontitis
Siendo fácilmente tratable en su fase inicial, la periodontitis puede complicarse rápidamente si se ignoran los primeros síntomas.

Periodontitis inicial: el enrojecimiento de las encías, su sangrado y su aumento de la sensibilidad son los síntomas de la periodontitis inicial. Otros indicadores frecuentes incluyen el mal aliento, la movilidad dental, los cambios en la mordida o en la fijación de dentaduras y puentes. Si sufres alguno de estos problemas, es importante visitar un dentista antes de que la periodontitis se vuelve el problema más serio y menos tratable.

Periodontitis moderada: en esta fase el daño que sufren los tejidos que soportan los dientes empieza a ser irreversible. La recesión gingival se hace visible, también aparecen las bolsas periodontales y se crean espacios entre dientes y encías. Estos factores facilitan la acumulación de restos de comida en la zona, lo que acelera el trabajo de las bacterias y aumenta el daño de los tejidos.

Periodontitis avanzada: sus síntomas incluyen una recisión gingival notable, las bolsas periodontales llenas de pus y un incremento significativo de la sensibilidad a los alimentos fríos o calientes. El dolor que se sufre en las encías ante el cepillado y el uso del hilo dental, hace que muchas personas dejen de lado una correcta higiene oral. La pérdida ósea, la movilidad dental y la pérdida dental son los últimos efectos de esta fase de la periodontitis.

Tratamiento no quirúrgico de la periodontitis
La fase inicial y moderada de la periodontitis es relativamente fácil de tratar mediante una mejora en la higiene oral y una buena limpieza dental por parte del dentista. Los otros tratamientos no quirúrgicos de la enfermedad periodontal incluyen:

  • El escalado: requiere la utilización de un instrumento especial para eliminar el sarro y las bacterias de la superficie de los dientes que está cubierta por las encías.
  • El alisado radicular: durante este procedimiento, las superficies de los dientes son alisadas para prevenir la acumulación de sarro.
  • Antibióticos: muchos dentistas y periodontistas utilizan antibióticos para controlar la infección.

Tratamientos quirúrgicos de la periodontitis
La fase avanzada de la periodontitis es un problema oral serio que requiere la especialización del periodontista para realizar los siguientes tratamientos:

  • Reducción de las bolsas periodontales: en este tratamiento, se realizan pequeñas incisiones en las encías para retirarlas temporalmente y poder realizar un escalado y alisado radicular más efectivo en la raíz de los dientes, incluso un recontorneado óseo. Posteriormente, se suturan las encías en su sitio.
  • Injerto de encías: cuando la recesión gingival es notable, se puede utilizar una pequeña cantidad de tejido palatal para realizar injertos en la zona y mejorar el aspecto al mismo tiempo que se reduce la sensibilidad.
  • Injerto óseo: cuando la pérdida ósea es importante, se pueden utilizar trozos de hueso artificiales o donados para crear una plataforma en la que se desarrolle hueso nuevo.
  • Alargamiento de corona: es el tratamiento típico para corregir las sonrisas gingivales. En él, se elimina una parte de las encías, hueso o ambos para exponer una mayor parte del diente.

¿Te preocupa la periodontitis?
Si sospechas que estás sufriendo cualquier fase de este problema, no pierdas tiempo dudando acudir o no al dentista y llama ya a tu clínica dental Propdental más cercana.

Comentarios

2 comentarios para "La periodontitis al completo"

  • El 08.08.2015 , Susana ha comentado:

    Hola me gustaría saber si necesito un tratamiento periodontal. Podría perder dos dientes que me pusieron de pequeña porque, eso dice la dentista, entonces no me hace gracia pensar que para solucionar un problema tendría otro. Y otra cosa la gingivitis con una buena higiene se puede solucinar? . Gracias

    • El 10.08.2015 , Laura Manonelles ha comentado:

      Buenos días,
      La gingivitis deberá ser tratada en clínica y el paciente deberá mantener una escrupulosa higiene de sus dientes y encías y realizar las revisiones y mantenimientos semestrales, ya que de no hacerlo, esta enfermedad de las encías, puede conllevar una patología periodontal y la pérdida de los tejidos de sujeción de los dientes.
      Por muy bien que nos cepillemos los dientes, usando el hilo dental o la seda, deberemos acudir a nuestro dentista al menos una vez al año para realizarnos una higiene dental. Esto teniendo en cuenta que no existe ya una gingivitis u otra patología gingival.
      No demores tu visita para realizar el tratamiento.
      Un saludo.

Deja tu comentario