CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » ¿Por qué sentimos dolor de muelas?

¿Por qué sentimos dolor de muelas?

Publicado por Imma Roca el 24 octubre 2017 en Odontologia

El dolor de muelas es uno de los problema que se dan con mayor frecuencia junto a la caries dental.
Este se caracteriza por ser un dolor intenso en la mandíbula susceptible de extenderse a la zona de la cabeza o del oído, y presenta picos de intensidad de dolor.

Este es un dolor agudo que merma la capacidad de actuación de aquellos que lo padecen. ¿Qué sintomatología tiene y cuáles son las soluciones que podemos encontrar frente a este problema?

Hay que saber que el dolor de muelas comienza por manifestarse en forma de molestia localizada en la zona de la mandíbula, con capacidad de expandirse a otras partes del cuerpo (se pueden extender al oído o la cabeza). Por norma general se viene acompañado de una hinchazón de la zona y sangrado de las encías.

El dolor dental se suele asociar a otros síntomas como el aumento de la sensibilidad, por lo que este se vuelve muy agudo cuando comemos o bebemos sustancias que estén frías o calientes. Además, puede acompañar fiebre en los supuestos que exista una infección.

El malestar que comentamos tiene diferentes causas que pueden ir desde una caries que no se ha tratado correctamente o a tiempo a problemas con otros órganos como el oído, que refieren dolor en la boca.

¿Qué provoca el dolor de muelas?

Si bien la causa que responde al dolor de muelas con mayor frecuencia es una caries en los molares distinguimos diferentes posibles causas de este problema, pasemos a enumerarlas:

  • Presencia de caries: Normalmente, por una higiene oral deficiente. En caso de que no tratemos la caries se puede generar un absceso que dañe la pulpa dental.
  • Existencia de enfermedad periodontal: Sea gingivitis o periodontitis, esta patología puede dañar los tejidos de soporte de la boca. En los casos de periodontitis más avanzada los daños que encontramos son mayores, y puede aparecer movilidad dentaria e inclusive llegar a perder el diente.
  • Traumatismo dental: Normalmente causado por un golpe violento. En función de la gravedad del traumatismo podemos sufrir una fisura dental e incluso llegar a perder uno o más dientes.
  • Bruxismo: Muchas veces el estrés también influye en la salud oral. Los pacientes bruxistas rechinan y aprietan los dientes de forma involuntaria, generalmente en aquellas épocas donde están pasando mayores estrés. Estos choques y rechinamientos dentales causan una mayor tensión en la articulación temporomandibular, lo que genera dolor de muelas.

Además, también encontramos:

El síndrome del diente retenido.

La inflamación de las zonas que se encuentran adyacentes a la boca: Esto causa molestias en las muelas por el dolor irradiado. UN buen ejemplo es la sinusitis: una infección del seno paranasal que debido a la cercanía con las raíces del diente del maxilar superior puede llegar a generar molestias en las piezas dentales.

Pasos para aliviar el dolor de muelas

La primera opción es recurrir a tratamientos paliativos tomando analgésicos o antiinflamatorios. Asimismo también podemos usar diferentes remedios caseros que nos tapen el dolor de forma momentánea.

Aplícate frío en la parte exterior de la zona afectada. Además, evita crear presión sobre la misma.
Enjuágate con agua tibia y sal.

En cambio, no debes bajo ningún concepto aplicarte aspirinas u otros analgésicos directamente sobre el tejido de la zona afectada, así como hacer enjuagues con agua oxigenada. Esto podría empeorar la situación en la que nos encontramos.

Ir al dentista en estos casos siempre debe ser primordial. Si bien podemos aliviar de forma momentánea el dolor usando analgésicos,

Si el dolor sigue manteniéndose después de un par de días, tenemos fiebre o el dolor comienza a extenderse por el cuerpo (como la cabeza o el oído) tendremos que ir rápidamente al dentista. l sebe ser quien realice un diagnóstico y nos explique cuál es el origen de éste. Según su origen, deberemos seguir un tratamiento u otro.

Si el dolor tiene su origen en una caries sin tratar tan solo tendremos que eliminar la superficie cariada con un empaste.

En aquellos casos de caries profundas donde encontremos afectación de la raíz tendremos que realizar una endodoncia, consistente en la extracción del tejido y el sellado de los conductos. Cuando encontremos una infección, antes de que iniciemos un tratamiento tendremos que frenarla tomando antibióticos.

Los pacientes que sientan dolor de cabeza y tengan bruxismo deberán utilizar soluciones como la férula de descarga.

Las enfermedades periodontales deberán ser tratadas iniciando un tratamiento enfocado a devolver la salud a este tejido. En caso de que haya avanzado hacia periodontitis, pasaremos a frenar el avance de la enfermedad.

Ciertamente hay ocasiones donde no podemos frenar el dolor, tal y como es el caso donde los molares hacen acto de presencia, pero hay otros muchos casos donde sí podemos prevenirlo.

Por una parte, mediante una dieta sana y equilibrada, con un bajo contenido en azúcares que favorezca la prevención de la caries ya tendremos mucho ganado.

Por otra parte, seguir una higiene oral muy cuidada también es vital para esto. No sólo nos bastará con cepillarnos los dientes tras cada comida, sino que además deberemos completar la rutina de higiene oral usando la seda dental.

En los pacientes que usen ortodoncia asimismo también deberemos usar otros métodos alternativos como el irrigador bucal, los cepillos interdentales y el colutorio. De esta manera nos aseguraremos que los brackets no se convierten en un foco de acúmulo de placa bacteriana.

Si sientes molestias en los dientes no te lo pienses y acude cuanto antes a tu dentista de confianza para que examine tu boca, recuerda que en la odontología, cuanto antes detectas el problema, menor será.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "¿Por qué sentimos dolor de muelas?"

    Deja tu comentario