CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » Pautas para una buena prevención bucodental

Pautas para una buena prevención bucodental

Publicado por Dr. Dario Vieira el 13 Julio 2017 en Odontologia

El mejor modo de evitar una enfermedad bucodental es prevenirla. Por ello es esencial mantener una buena prevención, tanto en casa como en la consulta. Pero, ¿Cómo realizar una buena prevención bucodental?

Una buena prevención bucodental se basa en una buena educación dental. ¿A qué nos referimos? Hablamos de inculcar durante la infancia los hábitos esenciales de una buena rutina de higiene oral. También es muy importante comprender la importancia de mantener la sonrisa sana. Adelantarnos a los síntomas de las diferentes enfermedades bucodentales será clave para evitar sus efectos perjudiciales para nuestra sonrisa.

Claves para una buena prevención oral

Para mantener una boca sana y evitar enfermedades hay diferentes técnicas de prevención oral:

Cepillado dental

Si bien es insuficiente para una limpieza completa, es la base de una buena higiene oral. De hecho muchos profesionales recomiendan el uso de otros complementos del cepillado (como el colutorio) después de cepillarse los dientes. Lo ideal es cepillarse después de cada comida, durante dos o más minutos y con una buena técnica de cepillado. Evitar la acumulación de la placa bacteriana es esencial para prevenir la inflamación y sangrado de las encías y el desarrollo de diferentes patologías bucodentales como la caries y la periodontitis que, en sus fases más avanzadas, pueden provocar la pérdida dental.

Limpieza interproximal

Además del cepillado, la higiene interproximal es básica para prevenir el desarrollo de enfermedades bucodentales. Hablamos de los espacios entre los dientes, donde suelen acumularse grandes cantidades de biofilm oral. Esto puede provocar la formación de bolsas periodontales y de sarro. Para evitarlo se recomienda usar el hilo dental y enjuague bucal después de cada cepillado. Pero en pacientes portadores de ortodoncia también es muy recomendado el uso de irrigador bucal. Todas estas técnicas permiten conseguir una higiene más profunda.

El flúor, un gran aliado

De hecho el flúor es un elemento clave en la prevención de la caries dental. Este mineral fortalece el esmalte y lo protege de la erosión dental. De este modo ayuda a prevenir episodios de sensibilidad dental o abrasión dental. Se recomienda incorporar el flúor a la salud bucodental mediante la pasta dental o el colutorio. Pero es importante tomar flúor en las cantidades recomendadas, ya que un exceso de este mineral provoca el desarrollo de fluorosis.

Renovar el equipo de limpieza

Con el tiempo los aparatos de limpieza se desgastan y por tanto la limpieza es menos eficaz. En este sentido conviene renovar de forma regular el cepillo (cada tres meses aproximadamente) y la pasta dental, que debe adaptarse a las necesidades de nuestra boca. Lo mismo ocurre con otros utensilios de limpieza interproximal, como por ejemplo el cepillo interdental.

Acudir al dentista

Aunque se recomienda una visita cada seis meses, en caso de notar algún síntoma de una patología oral es imprescindible acudir al dentista de inmediato. Algunos síntomas comunes son la inflamación y el sangrado de las encías. El odontólogo podrá detectar a tiempo el desarrollo de las enfermedades periodontales, así como recomendar tratamientos profesionales y técnicas para prevenirlas. En las clínicas PropDental realizamos un estudio personalizado y adaptamos nuestros tratamientos a las necesidades de cada sonrisa.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "Pautas para una buena prevención bucodental"

    Deja tu comentario