CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » Remedios caseros efectivos contra el dolor de muelas

Remedios caseros efectivos contra el dolor de muelas

Publicado por Imma Roca el 18 Abril 2017 en Odontologia

Prácticamente todos hemos conocido el dolor que se sufre cuando tenemos una caries avanzada, sufrimos un traumatismo o sencillamente, nos está saliendo un diente. Todo esto nos causa molestias y dolores que aparece un buen día, sin previo aviso e incide directamente en nuestra vida, alterando desde nuestro estado de ánimo hasta nuestra rutina. ¿Quién no querría ponerle remedio?

Es entonces cuando decidimos encontrar una solución rápida y efectiva para dejar de sentir dolor y recuperar nuestro día a día, pero antes de comenzar a explicar los posibles motivos que hacen que suframos estas problemáticas, veremos cuáles son las causas que pueden llegar a causar este problema.

¿Qué causa mi dolor de muelas?

Uno de los motivos más comunes del dolor de muelas es la caries avanzada. Esta se da cuando ha llegado (o se encuentra cerca) de la cámara pulpar, donde se alojan tanto los vasos sanguíneos como el nervio. Las bacterias van adentrándose hasta llegar al nervio, lo que causa unos episodios dolorosos además de sensibilidad a los alimentos fríos, calientes o azucarados.

Encontramos también que la gran mayoría de pacientes refieren dolor cuando se está dando la erupción de los terceros molares. La presión que estos dientes ejercen cuando están saliendo causan dolores e inflamación en el tejido gingival.

Aunque no lo parezca, encontramos también relación entre la sinusitis y el dolor en los oídos con el dolor de muelas. Esto es debido a que hay una conexión de los conductos.

El sarro es también una causa. Este se introduce en el tejido gingival llegando a la zona subgingival, creando un absceso periodontal.

Los restos de alimentos que se quedan en los espacios interdentarios y en las encías también pueden provocar problemas, y es que esto favorecerá que el sarro prolifere, causándonos primero gingivitis y, de no tratarse ésta, terminar por sufrir periodontitis.

Para terminar tenemos que hablar de traumatismos. Naturalmente si nos damos un golpe y pasa a dolernos la mandíbula sabremos cuál es el motivo, por lo que si bien es la más fácil de detectar deberíamos acudir al especialista si creemos que hemos podido sufrir daños en el tejido.

Ante todos los casos que exponemos anteriormente lo ideal siempre será acudir al dentista, pero como siempre ocurre, la urgencia que nos causa este sentimiento de dolor nos hace buscar remedios caseros. Debido a la ingente cantidad de información que encontramos en la red, en Propdental hemos decidido hacer un recopilatorio de los remedios caseros que consideramos más efectivos; estos son aquellos que no ponen en peligro nuestra integridad y que además resultan efectivos.

Dolor de muelas: Remedios caseros eficaces

  • Aplicar hielo en la zona: Allá donde encontramos una caries dental avanzada y se está desarrollando un flemón es una buena idea colocarse hielo en la parte externa de la mandíbula. Podemos envolverlo en un trapo para así evitar quemarnos debido al contacto directo del frío con la piel.
  • Gárgaras con agua y sal: Si notamos que tenemos una herida en las mucosas, sea provocada por un traumatismo o una extracción, podemos echar mano de un enjuague a base de una cucharada de sal marina y agua. El poder cicatrizante de este conjunto nos ayudará a que el problema remita antes.
  • Usar seda dental: Puede que notes dolor debido a un acúmulo de restos de comida. En este caso, realizar una higiene dental profunda mediante la seda dental y los cepillos interproximales pueden ayudarnos mucho a mejorar la salubridad de la boca y reducir las molestias.
  • Perejil fresco: Encontramos compuestos muy útiles en el perejil. Su carácter antiséptico bajará la carga bacteriana de la boca, por lo que es un excelente preventivo.
  • Ajo: Por todos es sabido que el ajo tiene estupendas propiedades antibacterianas. Pese a dejar un aliento mejorable, consideramos que este es un gran preventivo para las enfermedades orales.
  • Bolsita de té negro: Gracias a su contenido en ácido tánico, el té negro tiene propiedades analgésicas y antiinflamatorias. Este te ayudará a reducir el dolor de un absceso periodontal o una inflamación de las mucosas, por lo que deberás aplicarte una bolsita una vez esté humedecida en agua caliente. Debes colocarla en la zona afectada, e ir repitiendo la operación cuando el dolor vuelva a hacer acto de presencia.
  • La cabeza, bien erguida: Elevar la cabeza durante la noche mientras dormimos nos ayuda a aliviar la presión ejercida sobre la zona que refiere dolor.
  • Limpiar con agua oxigenada la zona: Un algodón o un bastoncillo impregnado en agua oxigenada puede ser muy útil gracias a la actuación del peróxido de hidrógeno, ya que nos ayudará a calmar el dolor. Hay que asegurarse de que el algodón se empape bien.
  • Antiinflamatorios y analgésicos: Los fármacos deben ser prescritos por un facultativo, ya que en caso de hacerlo si control podemos encontrar serios problemas, pero con una toma responsable y siempre bajo prescripción médica, el antiinflamatorio nos ayudará a rebajar la hinchazón y el analgésico mitigará las molestias.

Vida sana, boca sana: Recomendaciones a seguir

Evita todo lo posible las bebidas con un alto contenido en azúcares. Por todos es sabido que este tipo de bebidas (como los refrescos) causan problemas tanto en nuestra salud oral como nutricionales.

No pienses en el dolor, trata de hacer otras cosas. Pese a que no te convenza la idea debido justamente al dolor, hay que tener en cuenta que un paseo puede distraernos de las molestias a las que, sentados en el sofá mirando al infinito, seguro que no vamos a olvidar.

La prevención es clave: Acudir al dentista no puede ser sólo una opción si encontramos fiebre o molestias persistentes. Cuanto antes tratemos el problema antes se acabará y menos posibilidades habrán de que éste se agrave, por lo que el tiempo no juega a nuestro favor.

Para terminar, hacer hincapié en la prevención, que es la mejor aliada de todos nosotros. Una buena rutina de higiene oral, completa y dedicándole el tiempo necesario nos asegurará una sonrisa libre de patología, teniendo que acudir al dentista únicamente a nuestra visita rutinaria. Así que ya sabes, ¡Que nada te impida sonreír!

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "Remedios caseros efectivos contra el dolor de muelas"

    Deja tu comentario