CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » ¿Te duelen las encías? Algunos remedios para solventarlo

¿Te duelen las encías? Algunos remedios para solventarlo

Publicado por Imma Roca el 26 Marzo 2017 en Odontologia

Por norma general, el dolor de encías viene acompañado por inflamación y sangrado. Esta es una patología muy común, y tiene una incidencia especial en las personas de entre 30 y 50 años. Puede aparecer como un dolor puntual asociado a un traumatismo o a una herida, pero cuando encontramos dolor de encías que sigue manteniéndose a pesar de que el tiempo avance y que se presenta de forma localizada debe preocuparnos, ya que este puede ser síntoma de enfermedad periodontal.

Motivos principales del dolor de encías

Las causas más comunes del dolor de encía suelen ser las patologías periodontales, que como procesos infecciosos causados por bacterias que podemos encontrar en nuestra boca, causan una inflamación e irritación del tejido gingival, y por ende, notaremos estas molestias.

Encontramos dos fases distintos de enfermedad periodontal que causan el dolor de encía:

Gingivitis: Esta es la enfermedad periodontal en su estado temprano. Es causada por la acumulación de placa bacteriana y provoca inflamación, sagrado y enrojecimiento en la zona gingival. El factor principal por el que se origina tiene que ver con la higiene oral deficiente: esto puede ser que no nos cepillamos los dientes con la suficiente frecuencia, que lo hagamos de forma demasiado agresiva, no cumplir todas las técnicas que se necesitan para una buena técnica de higiene oral… Esto favorece la aparición de gingivitis.

Periodontitis: Este estado de enfermedad periodontal es el avanzado y el más problemático. Aquí, las bacterias ya han afectado no sólo a los tejidos blandos, sino también al hueso maxilar, lo que compromete el sustento de los dientes. Esta infección causa sintomatología muy acentuada como el enrojecimiento de las encías, el sangrado abundante, las encías hinchadas y con dolor, el movimiento de los dientes…

En estos dos casos, tanto gingivitis como periodontitis crónica, el dolor de encías no suele presentarse de forma permanente, únicamente haciendo acto de presencia durante el cepillado o mientras comemos.

En cualquier caso, el mejor tratamiento para frenar la gingivitis y que no siga avanzando hacia la periodontitis es acudir a nuestra clínica de confianza y que nos realicen una limpieza dental profesional. Gracias a esta eliminaremos tanto la placa como el sarro que se acumula en la boca, con lo que las encías se irán desinflamando, desapareciendo la enfermedad y con éste, el dolor gingival.

Más motivos por los que duelen las encías

No sólo las enfermedades periodontales pueden causar el dolor en tejido gingival, también encontramos otras causas por las que las encías pueden llegar a doler. Estas son algunas de ellas:

  • Tras una extracción dental: Resulta evidente que sentir dolor en las encías alrededor de un diente extraído es normal. La exodoncia produce una inflamación severa en las encías, y hasta que remita es normal que padezcamos algunas molestias.
  • Tras someternos a una endodoncia: Al igual que con la exodoncia, cuando intervenimos quirúrgicamente un diente, en este caso uno endodonciado, las encías que le rodean sufren debido a la manipulación realizada por el dentista, por lo que pueden sufrir hinchazón y dolor de la zona gingival adyacente.
  • Debido a la retracción gingival: Esta problemática consistente en que las encías han retrocedido hasta dejar la raíz dental al descubierto puede causar un dolor intenso, que irá asociado tanto a la exposición del nervio frente a estímulos externos, como a la encía retraída que se mostrará roja e inflamada.
  • Después de la colocación de un implante: La técnica quirúrgica para implantar una raíz sigue siendo bastante invasiva, por lo que es perfectamente normal que después de un tiempo de la cirugía todavía sigamos sintiendo dolor en las encías cercanas al nuevo implante dental.
  • Después de un blanqueamiento dental profesional: Los productos usados durante el blanqueamiento dental pueden originar sensibilidad dental. AL ocurrir esto, el paciente sentirá un dolor intenso y localizado al contacto con alimentos y bebidas que estén o muy frías o muy calientes. Pese a esto, las molestias deberán remitirse cuando dejemos de entrar en contacto con el estímulo.
  • En pacientes diabéticos: Muchos estudios han demostrado que existe una relación directa entre la diabetes y las enfermedades periodontales. Esto puede explicarse debido a que aquellas personas que padecen diabetes de tipo 2 sufren alteraciones en sus vasos sanguíneos, lo que puede impedir una adecuada circulación de la sangre en las encías, lo que acarreará dolor e inflamación de las mismas.
  • En pacientes anémicos: Aquellos pacientes que sufran anemia pueden padecer también problemas orales.
  • En pacientes bruxistas: Las personas que sufren de bruxismo suelen referir dolores de dientes y encías, ya que la fricción que se produce durante el rechinamiento puede ocasionar dolores y desgaste prematuro en los dientes. Consultar a tu dentista de confianza sobre cómo eliminar este hábito es fundamental para no sufrir las negativas consecuencias que éste tiene, pese a que este problema debe ser tratado también por el psicólogo.
  • En bebés: Los bebés sufren dolor de encías a partir de los 6 u 8 meses de edad, por lo que llegará el momento donde quieran morderlo todo. Realizar la primera visita al Odontopediatra en ese momento será una elección acertada.
  • Usando prótesis: Sin tener una higiene adecuada será normal que encontremos restos acumulados de comida entre la prótesis, por lo que podemos sufrir inflamaciones debido al sarro.
  • Uso de cierta medicación: Ciertos fármacos tienen como efecto secundario que las encías se inflamen y nos molesten.
  • Pacientes con ortodoncia: Aparatos de ortodoncia como los brackets no sólo dejan maltrecha nuestra estética, sino que también dificultan la limpieza dental, pudiendo favorecer la acumulación de gingivitis debido a la acumulación de sarro.
  • Fumar: Fumar favorece el acúmulo de placa bacteriana, algo que hace que se desarrollen patologías periodontales con una mayor facilidad.
  • Malposición dentaria: Cuando encontramos malposición dentaria es muy común que el sarro se acumule alrededor de las piezas dentales. En caso de no hacer hincapié en la higiene oral, esta situación puede llegar a derivar en enfermedad periodontal.

Si vemos que nuestro dolor persiste y no es por ningún motivo como el de las exodoncias u otras terapéuticas lo mejor será acudir a nuestra clínica de confianza. Allí, un periodoncista profesional será el encargado de verificar si realmente la causa puede ser una enfermedad periodontal, y podamos empezar a tratarla cuanto antes.

Prevención, una pieza clave en la salud oral

Una vez que nuestra sonrisa haya vuelto a la normalidad, tenemos que hacer especial hincapié en la prevención, para que no nos vuelva a ocurrir. Para ello será conveniente que sigamos algunos consejos:

La limpieza oral no debe ser una opción. Usar un cepillo de dientes de cerdas suaves, hilo dental y colutorio de forma ocasional para cumplimentar la higiene oral es un “must” dentro del ABC de la salud oral.

Evitar el tabaco y el alcohol también es muy aconsejable. Estas sustancias colaboran activamente en la acumulación de placa, por lo que restringir el consumo nos ayudará mucho a evitar problemas orales.

El higienista dental es tu aliado, ¡benefíciate de su experiencia y técnicas! Una limpieza dental profesional semestral mantendrá alejadas las patologías y te dejará una sonrisa brillante e impecable.

Si todavía tienes más dudas acerca de cómo deberías mantener sanas tus encías sólo acude a cualquiera de las Clínicas Propdental. Allí su equipo médico te aguiará y atenderá para que nunca pierdas la sonrisa.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "¿Te duelen las encías? Algunos remedios para solventarlo"

    Deja tu comentario