CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » 5 mitos sobre los brackets

5 mitos sobre los brackets

Publicado por Dr. Dario Vieira el 16 junio 2015 en Ortodoncia

El tratamiento ortodóntico con brackets está rodeado de falsos mitos que espantan a los pacientes que deben llevarlos para alinear su sonrisa y mejorar su mordida. Nuestros ortodoncistas creen que ya es hora de decir la verdad acerca de los mitos sobre los brackets y por eso han preparado esta lista que contradice las cinco principales mentiras que rodean a este tipo de ortodoncia.

Desmontando los 5 principales mitos sobre los brackets

Mito: los brackets son dolorosos.
Verdad: ponerse brackets se puede comprar a llevar un nuevo par de zapatos. Puede que sean un poco incómodos y que duelen un poco al principio, incluso puede que provoquen alguna llaga, pero después de un tiempo de adaptación, nos adaptamos a ellos sin problema.

Mito: es un tratamiento muy largo.
Verdad: el tratamiento con brackets puede durar entre 1 y 3 años. Los ortodoncistas dicen que la duración del procedimiento depende de la severidad del problema y del compromiso que tiene el paciente con el tratamiento. Además, no se puede considerar largo un tratamiento cuyos resultados duran para toda la vida.

Mito: dificultan la alimentación.
Verdad: comer con brackets no es difícil, pero sí debes pensar cómo comes para evitar dañar tus aparatos. Cortar las frutas y verduras crudas en piezas pequeñas y evitar las comidas pegajosas también es necesario para cuidar de los brackets.

Mito: solo son para niños y adolescentes.
Verdad: según las últimas estadísticas, uno de cada cinco pacientes ortodónticos son adultas. Nunca es tarde para corregir problemas como los dientes torcidos, apiñados, la sobremordida y la submordida, entre otros. Además, los también hay brackets estéticos que no comprometen la imagen del paciente durante el tratamiento, lo que los hace mucho más apetecibles para las personas mayores.

Mito: no permiten tocar instrumentos ni practicar deportes.
Verdad: basta con utilizar un protector bucal para poder practicar deportes, algo que deben hacer tanto los deportistas con brackets como aquellos que no llevas. Por otro lado, es cierto que puedes tardar un tiempo en acostumbrarte a tocar instrumentos de viento con los brackets, pero después de un poco de práctica te acabas acostumbrando.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "5 mitos sobre los brackets"

    Deja tu comentario