CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » Tratamiento de ortodoncia: ¿Qué no puedo comer?

Tratamiento de ortodoncia: ¿Qué no puedo comer?

Publicado por Dr. Dario Vieira el 22 Octubre 2015 en Ortodoncia

Durante una ortodoncia, no son pocas las personas que se preguntan qué clase de restricciones tendrá, cuáles son las precauciones que deberán tomar, o cuáles son las medidas preventivas que deberán aplicar. Lo cierto es que existen algunas medidas que podemos tomar, siempre con el objeto de asegurar tanto la estabilidad y buen estado de los brackets como la propia salud del paciente.

Para evitar sufrir algunos problemas con los brackets, deberemos tener en cuenta que existen algunos alimentos que deberemos evitar con tal de conservar su buen estado. A continuación, hablamos acerca de la alimentación recomendada durante el proceso de ortodoncia.

Alimentación en ortodoncia

Es algo muy importante el que las personas que se estén tratando mediante un proceso de ortodoncia traten de evitar todo lo posible el consumo de dulces, así como todos aquellos productos que estén compuestos con un alto nivel de azúcares. Eso es así porque, como ya todo el mundo sabe, este alimento facilita la aparición y posterior desarrollo de la caries dental. Además, si tenemos en cuenta las dificultades que se suman de forma normal al hecho de llevar una correcta y sana rutina de higiene dental llevando brackets, creemos que es más que evidente los motivos por los que el consumo de alimentos dulces o con exceso de azúcar no son recomendados durante el tratamiento.

En el caso de no poder evitar este tipo de alimentos, ya sea por un compromiso social o porque somos reacios a abandonar este tipo de alimentación, deberemos tener en cuenta que es de vital importancia e indispensable el cepillarnos los dientes rápidamente, así como también deberemos contar con el uso del hilo dental, con el fin de que evitar la proliferación de la placa bacteriana que se alojará en espacios de difícil acceso en el caso de emplear únicamente un cepillo dental normal.

Nuestra lista de advertencias no acaba únicamente en la restricción del consumo de alimentos dulces, pese a que representa una parte importante de la misma. También deberemos tener precaución con la masticación de algunos alimentos conocidos por su dureza, como algunos frutos secos, o inclusive verdudas u hortalizas como son la manzana o la zanahoria. También está desaconsejado el consumo de chicle, por la pegajosidad del mismo, y es que este tipo de alimentos podrían causar graves problemas o daños en el aparato de ortodoncia.

Algunos alimentos fibrosos, como son algunos tipos de carnes, cuentan con el problema de que no sólo nos costará masticarlas, sino que además contamos con el problema añadido de la dificultad de eliminar con el cepillado los restos que nos queden tras consumirlas. Una alternativa es consumir menos carne como la ternera o el caballo y más carnes blancas, como son el pollo o el pavo, mucho menos fibrosas además de ser muy sanas y bajas en grasa.

Por último, y a modo de “consejo extra” también deberemos tener en cuenta los problemas que las ortodoncias llevan consigo. Unos problemas en forma de pequeñas heridas en la boca. Sí, nos estamos refiriendo a las aftas bucales, también conocidas como llagas. Estas nos molestarán a la hora de comer, y el hecho de consumir ciertos alimentos ácidos como puede ser el vinagre de ensaladas, la piña o algunos cítricos no sólo retrasarán la curación de esta molesta patología, sino que también aumentará el dolor de las mismas. Para conseguir que se curen cuanto antes, deberemos eliminar lo anteriormente mencionado, así como el picante, los alimentos duros y rugosos o alimentos excesivamente calientes.

De esta forma, sabemos que no sólo es necesario que practiquemos una dienta sana y equilibrada, sino que también deberemos el restringir ciertos alimentos que consumimos de forma habitual, en nuestra dieta diaria.

Si bien somos conscientes de que los odontólogos pedimos una serie de precauciones que no siempre se pueden cumplir, también podemos decir que gracias a los avances en el campo de la ortodoncia, a día de hoy ya contamos con alternativas en el mercado que cuentan con grandes mejoras si los comparamos con antaño, permitiéndonos gozar de algunas técnicas mucho más cómodas y modernas, como por ejemplo el tratamiento Invisalign, una de las más destacadas, y es que este es únicamente un alineador transparente y removible, que nos permite comer o realizar las tareas de higiene dental de forma mucho más sencilla al no tener un aparato en la boca.

Más allá del tratamiento de Invisalign, también podemos contar con más interesantes alternativas a nuestra disposición, como la ortodoncia lingual. En este tratamiento, pese a emplear también brackets, encontramos una sustancial mejora ya que éstos son colocados en la cara interior de los dientes, siendo esta una opción que no solamente destaca por el cuidado y el respeto a la estética dental del paciente, sino que además ganamos mucha más comodidad.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "Tratamiento de ortodoncia: ¿Qué no puedo comer?"

    Deja tu comentario