CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » Transposición del nervio dentario inferior

Transposición del nervio dentario inferior

Muchas complicaciones se han reportado en la transposición del nervio dentario inferior. Entre ellas figuran la hemorragia, osteomielitis, fracturas mandibulares, daños neurológicos y fracasos de los implantes dentales.

Complicaciones transposición del nervio dentario inferior

Las fracturas pueden ocurrir durante o después de la cirugía (fracturas por estrés). Los factores de riesgo son: fractura en tallo verde alrededor del hueso del agujero mentoniano; posición muy profunda del nervio que produce un tallado excesivo de hueso cortical; la colocación de implantes en la región premolar.

Las lesiones neurológicas son una complicación muy frecuente. En el periodo post operatorio la mayoría de pacientes presentan una alteración neurológica como hipoestesia, anestesia, parestesia o hiperestesia (sensación quemante).

La hiperestesia es una complicación poco frecuente, pero de difícil resolución.

Habitualmente esta patología desaparece dentro de los seis meses siguientes a la cirugía, pero en algunos casos se puede volver permanente.

El índice de permanencia de esta lesión varía. Se debe tener en cuenta que las pruebas clínicas (discriminación sensorial de dos puntos, diferenciación entre palpación ligera o con brocha) no son del todo confiables puesto que no son fácilmente cuantificables.

Las pruebas electrofisiológicas como la de la conducción nerviosa y los potenciales de acción están disponibles aun cuando son pruebas más invasivas.

La etiología del daño nervioso puede ser mecánica (compresión, tracción o transección), o térmica (calor).

La fitopatología puede ser debido a un bloque temporal de la conducción, sin evidente causa anatómica, una lesión del axón o una lesión completa de la fibra del nervio. Poco se ha escrito sobre los tratamientos de las lesiones neurológicas permanentes. Los tratamientos químicos dan resultados variables.

La cortisona debe darse en las primeras tres semanas y luego debe darse CoCarnitina por dos meses. El mejor tratamiento de estas patologías neurológicas es la prevención. Se debe tener mucho cuidado para evitar comprimir, estirar o desgarrar el nervio. Un nervio seccionado debe ser suturado en forma inmediata.

El implantologista debe ser muy hábil en la transposición del nervio y en su reparación para realizar este tratamiento para la colocación de los implantes dentales.

El fracaso de los implantes se reporta en múltiples casos en la literatura. Hirsch describió 4 (8%) pérdidas en 45 implantes colocados en 24 mandibulas operadas. De acuerdo a Kan los implantes fallidos fueron 4 (6%) en 64 implantes colocados al hacer la transposición del nervio dentario en 23 mandíbulas.