PRIMERA VISITA GRATIS 932 656 722 Barcelona - 914 467 354 Madrid
elevación seno maxilar abierta

Elevación de seno maxilar en una fase o en dos fases

La elevación de seno maxilar se puede realizar en una sola fase o en dos fases según la cantidad mínima de hueso que tiene en paciente en la parte posterior y superior del maxilar superior.

Fases en la elevación para colocar implantes

La elevación del seno maxilar se realiza en una primera intervención quirúrgica, y pasados mínimo seis meses del injerto óseo, se colocan los implantes dentales.

La técnica en dos fases se realiza en pacientes que tienen poca cantidad ósea debajo del suelo sinusal, y como consecuencia no se pueden colocar implantes con estabilidad primaria.

elevación seno maxilar abierta
elevación seno maxilar y colocación simultánea del implante dental

Elevación de seno para implantes en una sola fase

La elevación de seno maxilar en una sola fase está determinada por la presencia de una base ósea residual que permita la colocación simultánea del implante de titanio y, sobre todo, obtener una estabilidad primaria.

En esta situación clínica será posible no sólo el relleno del seno, sino también la colocación a la vez de los implantes dentales.

La elevación de seno en una fase se realiza en una sola intervención quirúrgica, en la cual se eleva el suelo del seno maxilar y se rellena con injerto de hueso, y se colocan los implantes dentales. El procedimiento es el siguiente:

  1. Preparación del campo operatorio: incisión vertical de la encía en la zona crestal, con dos descargas verticales, realizadas por distal del canino y a nivel de la tuberosidad. De esta forma se despega un solo colgajo hacia vestibular que expone el campo quirúrgico óseo.
  2. Osteotomía de abordaje: se realiza una ventana en la cara vestibular del hueso maxilar en forma semilunar. El implantólogo utiliza una fresa redonda de tungsteno instalada en una pieza de mano recta de baja o media velocidad, para realizar una técnica más conservadora y gradual, y reducir de este modo perforaciones accidentales de la mucosa.
  3. Despegamiento de la mucosa: el implantólogo despega la mucosa que tapiza el seno maxilar usando unas curetas especialmente diseñadas para ello.
  4. Preparación de los lechos para la colocación de los implantes dentales: el implantólogo prepara el lecho implantario de forma convencional, pasando las fresas quirúrgicas correspondientes a la medida del implante que vaya a colocar.
  5. Compactación inicial del injerto: se transporta el material de injerto óseo a la cavidad, y se comienza a rellenar por las zonas más inaccesibles. Se compacta cuidadosamente contra las paredes y el techo de la cavidad.
  6. Colocación de los implantes dentales en los lechos preparados previamente.
  7. Compactación final del injerto: una vez colocados los implantes dentales, el implantólogo termina de compactar el injerto de hueso en el resto de la cavidad. Es importante introducir y compactar injerto en el espacio libre entre los implantes, ya que normalmente es la zona que queda menos reforzada.
  8. Cobertura de la antrostomía: la ventana que se ha realizado debe recubrirse con una membrana (reabsorbible o no) para evitar la migración del injerto de hueso, ya que el periostio es por sí mismo insuficiente para retenerlo en Ia cavidad.

Elevación de seno para implantes en dos fases

Por el contrario, en las situaciones clínicas en las cuales no se podrá obtener estabilidad primaria de los implantes dentales, el implantologo de Clínicas Propdental opta por una técnica de implantología en dos fases, que consiste:

  1. En la elevación del seno en una primera fase quirúrgica y solo una vez producida la cicatrización, a los 6-9 meses aproximadamente,
  2. una segunda fase quirúrgica con la colocación de los implantes dentales.

Estudios basados en una evaluación a largo plazo de implantes osteointegrados colocados en sitios donde se había realizado elevación de seno maxilar, demostraron que:

  • El hueso regenerado verticalmente presenta igual comportamiento biológico que el hueso natural.
  • En algunos casos su “pattern” de remodelación parecía determinar una reabsorción levemente mayor de la cresta ósea.
  • El resultado obtenido utilizando implantes de superficie tratada resulta de mayor duración con respecto a los “maquinados” con superficie lisa.
  • Los injertos utilizados con material agregado al hueso resultan igualmente eficaces respecto al hueso autólogo, usado solo o combinado con hueso autólogo.

Si deseas saber si en tu caso en particular podemos hacer el tratamiento en una o dos fases, consulta Propdental en Barcelona o Madrid Centro.