CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » Farmacología

Farmacología

La interrelación entre la implantología y la farmacología es indudable y se desarrolla  en distintos niveles. En lo referente a enfermedades sistémicas, éstas son de extrema importancia y pueden influir en la hora de realizar un tratamiento con implantes dentales. Es necesaria la elaboración de una minuciosa historia clínica previa al tratamiento con objeto de evaluar la presencia de dichas enfermedades, sus posibles interacciones con el tratamiento implantológico y la toma de medicación por parte del paciente.

Interrelación entre la implantología y la farmacología

Por un lado las intervenciones quirúrgicas de la colocación de implantes dentales precisan de la prescripción de farmacología pre y postoperatorios para tratar de minimizar los síntomas y las molestias postquirúrgicos que tienen lugar tras las cirugías de implantología.

Farmacologia

Además la farmacología prescrita por el dentista permite prevenir la posible infección de la herida quirúrgica y evitar que pueda comprometerse la correcta integración de los implantes dentales.

Por otra parte, los pacientes que son sometidos a la colocación de implantes osteointegrados pueden presentar  diferentes tipos de patologías sistémicas o estar en tratamiento con determinados tipos de fármacos que pueden influir o interferir en la terapia implantológica o con la farmacología que el implantólogo de clínicas Propdental recomienda para el postoperatorio.

Es por ello que el conocimiento de la farmacología y de las enfermedades sistémicas que puedan estar relacionados de alguna manera con los tratamientos implantológicos, va a resultar imprescindible para el manejo adecuado de nuestros pacientes si queremos tratarlos de manera global, y no circunscribirnos de manera exclusiva al ámbito bucal.

Todas las circunstancias anteriores deben quedar debidamente reflejadas en la Historia Clínica que realizamos en la primera visita en clínicas dentales Propdental, para evitar cometer errores que pueden llegar a ser muy graves, siendo importante el tener prevista cualquier circunstancia relacionada con el ámbito farmacológico  que rodea a nuestros tratamientos como puede ser el caso de alergias a fármacos, interacciones medicamentosas, efectos secundarios, interferencias con la cicatrización, alteración de la hemostasia, etc

Creemos igualmente que la fluidez en la comunicación entre el implantólogo y los diferentes profesionales implicados en la salud del paciente debe ser la norma, de manera que ante cualquier duda deberemos consultar con el médico especialista correspondiente para comentar cualquier circunstancia que debamos y no sepamos cómo  controlar o para ampliar nuestros conocimientos sobre algún aspecto determinado de una enfermedad o una terapia concreta.

Como norma general se interpreta que cualquier tipo de enfermedad sistémica no controlada médicamente es una contraindicación en el momento de realizar un tratamiento con implantes osteointegrados dentales.
Recomendaciones de la American Heart Association sobre profilaxis antibiótica de la endocarditis bacteriana

Pacientes de alto riesgo (profilaxis recomendada)

  • Prótesis valvular cardíaca.
  • Historia previa de endocarditis.
  • Shunts o derivaciones quirúrgicas sistémico-pulmonares.
  • Enfermedades congénitas con cianosis (Tetrologia de Fallot, ventrículo único, transposición de grandes vasos).

Pacientes de riesgo moderado (profilaxis recomendada)

  • Otras enfermedades congénitas.
  • Disfunción valvular adquirida.
  • Prolapso mitral con regurgitación.
  • Miocardiopatía hipertrófica.

Por último, es preciso informar a los pacientes con hábito tabáquico que, si bien fumar no es una contraindicación absoluta para la colocación de implantes dentales, hay estudios que demuestran una tasa de éxito más bajas en los pacientes fumadores y una mejor supervivencia del implante ante el abandono del hábito tabáquico, por lo que se debe instruir al paciente para que abandone el tabaco el menos dos semanas antes de la cirugía implantológica y permanezca sin fumar en las cuatro semanas posteriores.