CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » Remodelación ósea

Remodelación ósea

La remodelación ósea en implantología es la formación de nuevo hueso alrededor del implante dental, y es básica para la osteointegración. Este proceso se produce de forma menos activa en personas de edad avanzada.

La reacción a un cuerpo extraño se da cuando colocamos los implantes de titanio y el organismo intenta expulsarlos. Pero gracias al uso de implantes de titanio evitamos inflamaciones y reacciones ante cuerpos extraños.

Remodelación ósea en implantología

La remodelación ósea en implantología consiste en la formación de hueso nuevo alrededor del implante dental, y es necesaria para una buena osteointegración.

Gracias a la remodelación del hueso, resorción y aposición del hueso, se mantienen los niveles de calcio en sangre y no cambia la cantidad de nuestra masa ósea. En el hueso esponjoso, que es rico en osteoblastos y osteoclastos, la remodelación se produce en la superficie de las trabéculas óseas.

Las fuerzas oclusales que se producen durante la masticación actúan en el hueso esponjoso. Estas fuerzas se comportan como estímulos para el área en las que se ejercen, y este proceso provoca que las células del hueso se diferencien en osteoblastos que participan en la formación de hueso nuevo. En el hueso compacto también se produce el mismo fenómeno en el lugar de la remodelación.

En personas adultas y de edad avanzada se produce una menor formación activa de hueso y una resorción ósea, la cual provoca una reducción gradual de la densidad de hueso.

Cuando colocamos un implante dental, éste actúa como un cuerpo extraño en nuestro organismo. Dependiendo del material del implante, se produce una reacción antígeno-anticuerpo, un proceso a través del cual el organismo trata de aislar este cuerpo extraño rodeándolo de tejido de granulación y después de tejido conectivo. Esta reacción es un mecanismo de defensa y se produce ante la presencia de proteínas.

El material del implante es un factor importante para que se produzca la osteointegración, el resultado ideal entre tejido óseo y material del implante. Cuando utilizamos titanio como material del implante, no se observan ni inflamaciones ni reacciones ante cuerpos extraños.