CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » Fiebre reumática

Fiebre reumática

Los pacientes que presentan una cardiopatía o fiebre reumática tienen un riesgo importante de endocarditis infecciosa en tratamientos odontológicos.

La fiebre reumática y la cardiopatía reumática no implica un riesgo aumentado de enfermedades orales.

La fiebre reumática aguda es una enfermedad inflamatoria del tejido conectivo, que afecta a las articulaciones, corazón, piel, tejido subcutáneo y sistema nervioso central, y cuya etiología está ligada fundamentalmente a las infecciones faringoamigdalares por el estreptococo beta-hemolítico del grupo A, que tiene como consecuencia, en muchos casos, la aparición de una cardiopatía característica.

La cardiopatía reumática crónica es una lesión cardiaca que puede ser consecuencia de los ataques de la fiebre reumática, pero que también puede aparecer sin estos antecedentes. Se caracteriza por una afectación de las válvulas cardiacas, en especial de la mitral, y con menor frecuencia de la aórtica, acompañada generalmente por una lesión miocárdica.

Fiebre reumática aguda y cardiopatía reumática crónica en odontología

La fiebre reumática aguda es una enfermedad que se presenta generalmente en niños entre 5 y 15 años, y de ellos un 30 a 40% desarrollan una cardiopatía reumática crónica. El 95% de las cardiopatías en niños y adolescentes se deben a estas afecciones. La fiebre reumática aguda y la cardiopatía reumática están asociadas al bajo nivel de vida y la ausencia de tratamientos adecuado de las infecciones.
Ambas enfermedades son mucho mas frecuentes en los países de desarrollo y casi han desaparecido en los países altamente desarrollados.

A pesar de que no aumente el riesgo de enfermedades orales, los pacientes que presentan una cardiopatía o fiebre reumática tienen un riesgo importante de endocarditis infecciosa en tratamientos odontológicos debido a bacterias transitorias, incluso por gérmenes endógenos habitualmente no virulentos en el individuo sano.

Estas bacterias pueden ser causadas por muchos tratamiento dentales, tales como extracciones, cirugía periodontal, sondaje periodontal, raspaje supra y subgingival, drenaje de infecciones o tratamientos endodónticos, y también pueden aparecer en ausencia de tratamiento dental en bocas con un mal nivel de higiene oral.

Será necesario en estos pacientes extremar las recomendaciones de higiene oral, poner en practica todas las medidas conocidas en prevención de caries y las enfermedades periodontales para evitar en lo posible las infecciones, y minimizar la necesidad de tratamiento.

Ante cualquier manipulación dental de las citadas anteriormente, se deberá instaurar profilaxis antibiótica de la endocarditis bacteriana.