CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » Cuidado del cepillo de dientes

Cuidado del cepillo de dientes

Publicado por Dr. Dario Vieira el 15 Octubre 2015 en Odontologia

El cepillo de dientes es una de nuestras mayores armas para combatir los agentes externos que día tras día entran en nuestra boca, pudiendo ocasionar una patología grave en el caos de que no llevemos una higiene oral adecuada. Justamente por ser uno de nuestros mayores aliados en cuanto a la higiene bucal se trata, tenemos que tenerlo siempre en las mejores condiciones posibles, lo que se puede conseguir siguiendo estos sencillos pasos:

Como ya sabemos, los cepillos de dientes guardan entre sus cerdas una gran multitud de bacterias y virus, pudiendo llegar a ser el causante de algunas enfermedades periodontales en el caso de que no lo tengamos adecuadamente limpio. Es por esto que debemos repasar las pautas básicas de limpieza que a continuación exponemos:

Cuidado del cepillo de dientes

    • No compartir los cepillos de dientes: La más lógica de todas las medidas de prevención, y es que compartir un cepillo de dientes puede resultar en un intercambio de fluidos y microorganismos del cuerpo entre las personas que lo comparten, lo que supone un riesgo de contagio mucho mayor. Esta práctica debe ser evitada especialmente por aquellas personas que tengan sistemas inmunológicos comprometidos, o aquellas que tengan enfermedades infecciosas.
    • Limpieza a fondo del cepillo: Para asegurarnos de que nuestro cepillo de dientes está completamente limpio, deberemos limpiarlo con agua del grifo, para así poder eliminar cualquier resto de placa, suciedad o restos de pasta de dientes. Guardaremos el cepillo de dientes preferentemente en posición vertical y sin cerrarlo en ninguna parte, para que al estar al aire libre y sin ningún capuchón, se seque con mayor facilidad. También deberemos evitar el que, en el caso de guardar dos o más cepillos juntos, estos junten sus cerdas, para evitar contaminaciones cruzadas, frenando la proliferación de la contaminación.
    • No cubrir los cepillos: Esta práctica, a priori tan extendida, favorece un ambiente húmedo, con lo que estamos favoreciendo un auténtico campo de cultivo para los microorganismos que allí residen.
    • Reemplazar su cepillo: Esto, si bien puede parecernos lógico, se incumple más de lo que podamos pensar. Un cepillo dental, por más limpio que pueda parecer, termina por debilitar sus cerdas y desgastándose debido al uso, con lo que se merma su efectividad y la capacidad de limpieza se ve reducida. Los cepillos de dientes tienen que ser comprobados con frecuencia, vigilando el estado de sus cerdas. Cada paciente tiene factores individuales que determinan si el cepillo durará más o menos, como por ejemplo los niños, quienes suelen necesitar un reemplazo más frecuente del cepillo.

En definitiva, teniendo cuidado y siguiendo unas pautas básicas para que nuestro cepillo se mantenga siempre en óptimas condiciones, no solamente conseguiremos que nos dure más tiempo en óptimas condiciones, sino que también lograremos que su eficacia sea mayor. En Clínicas Propdental, nuestros expertos le explicarán cuál es el tipo de cepillo más adecuado para sus necesidades personales, y sabrán indicarle las mejores pautas para mejorar su higiene oral.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "Cuidado del cepillo de dientes"

    Deja tu comentario