CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » Emergencia dental

Emergencia dental

Publicado por Dr. Dario Vieira el 20 marzo 2015 en Odontologia

Una emergencia dental, como cualquier otra, suele surgir en momentos inesperados. Ya sea de día, ya sea de noche. Ya sea en el trabajo, ya sea de viaje. Cuando esto ocurre, puede resultar difícil encontrar un dentista de urgencia que evite daños permanentes en los dientes y encías derivados de la supuesta emergencia. Desde Clínicas Propdental queremos acercar algunos pequeños trucos a nuestros pacientes para así aguantar el tirón antes de la cita con el profesional, que debe solicitarse lo antes posible.

Las situaciones de emergencia dental más habituales

Los abscesos dentales, esto es, acumulaciones de material infectado (pus) en el centro del diente debido a una infección bacteriana, pueden causar dolor severo o ir acompañados de hinchazón o fiebre. Un absceso puede llegar a ser muy grave si no se trata oportunamente y en manos del dentista profesional adecuado. En ocasiones, la infección puede extenderse a otras partes del cuerpo, creando un problema de un alcance mucho mayor. El paciente debe ponerse en contacto con su dentista tan pronto como sea posible. Mientras tanto, puede ser útil enjuagarse la boca con agua tibia y sal.

También los dientes rotos o fracturados son una emergencia dental. Cuando esto ocurre, el paciente debe guardar las piezas, puesto que el odontólogo puede asegurarlas de nuevo en su lugar. Además, es preciso no tocar ni manipular el diente más de lo necesario. Es recomendable enjuagarlos con agua corriente y colocarlos en una taza de leche hasta la cita en la clínica, además de utilizar gasas en caso de sangrado. Cuánto antes pueda acudir al centro dental, más probabilidades existirán de salvar el diente.

Los empastes dentales, que impiden la proliferación de la caries dental, también pueden desprenderse. Aunque es necesario que sean reemplazados rápidamente, mientras tanto, el paciente debe tener especial cuidado al comer o beber líquidos. Así, encontrar cuidado dental tan pronto como sea posible es la principal prioridad.

Cuando se produce una lesión en la encía, el labio, la mejilla o la lengua que causa sangrado, es aconsejable que el paciente mantenga una compresa fría en el área durante alrededor de 10 minutos. Si no se consigue la detención del sangrado, es posible que deba acudir a urgencias. Una vez hecho este primer paso, sigue siendo esencial programar una cita con el dentista, puesto que determinará si la lesión está sanando correctamente. Además, puede asegurar que no existen otras zonas afectadas por el incidente.

Los brackets, sobre todo los metálicos tradicionales, pueden aflojarse o romperse. Como consecuencia de ello, los tejidos blandos pueden resultar dañados, o incluso los propios dientes. Usar cera de ortodoncia para mantener arcos y soportes aislados del tejido o los dientes es una buena medida provisional a considerar. En la próxima cita, el ortodoncista podrá corregir el problema y revisar que no se haya producido ningún daño mayor.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "Emergencia dental"

Deja tu comentario