Inicio > Blog > Traumatismos dentales

Traumatismos dentales

Publicado por Dr Dario Vieira Pereira el 4 febrero 2019 en Artículos sobre Odontologia general

Los traumatismos dentales son las lesiones de los dientes y encías que se producen por ejemplo por un golpe.

Pueden llevar a que el diente se rompa o se pierda. Y su tratamiento varia en función del daño producido.

Ante un trauma dental el tiempo será capital. Cuanto menos tiempo tardes en acudir de urgencias a las clínica dental, mejor será el pronóstico de este diente.

¿Qué hago ante un traumatismo dental o si se me rompe un diente?

Qué hacer cuando se fractura un diente

Los dientes rotos son una de las urgencias más comunes en la consulta dental y afecta tanto a los más pequeños como a los adultos.

La fractura de un diente normalmente está asociada a una caída, accidente, contusión al practicar algún deporte de contacto o a morder alimentos excesivamente duros.

Las piezas dentales que más frecuentemente se rompen, son los incisivos centrales superiores.

Los incisivos centrales superiores, además de su gran importancia estética, tienen un papel fundamental en la fonación.

El tiempo juega un papel fundamental tras una fractura dental, por ello, ante la misma se deberá acudir lo antes posible a la consulta dental.

El tiempo será clave para que el pronóstico y tratamiento de la fractura sean favorables.

¿Qué hago si presento una fractura dental o se me rompe un diente?

Si has sufrido una contusión o un golpe que ha provocado una fractura dental lo primero de todo será mantener la calma, tranquilo/a.

Es posible que presentes dolor o molestia y que haya una hemorragia en la zona o sangrado.

El sangrado podrá ser abundante. Tranquilo/a.

Será importante encontrar el fragmento dental fracturado, roto y este se deberá guardar.

Lo ideal es que el fragmento dental se guarde en suero fisiológico, saliva o leche.

Si es posible, deberías enjuagarte suavemente la boca con agua a temperatura ambiente.

Tratamiento en función del tipo de fractura dental

Teniendo en cuenta el tipo de fractura, si es parcial o total, se deberá:

  • Fractura parcial dental. Se deberá limpiar con cuidado el trozo de diente caído y se aplicará frío externo en la cara en la zona afectada, para tratar la inflamación.
  • Fractura total dental. Limpia con agua el diente fracturado e intenta colocarlo de nuevo en el alveolo o su cavidad en la boca.

No se deberá tocar en ningún caso la raíz del diente.

Para tratar de que el diente no se mueva, puedes morder con cuidado una gasa estéril.

Se debe tener mucho cuidado de no tragar el diente.

Otra opción podrá ser colocar el diente en un vaso de leche sin tocar su raíz y hacer compresión en la zona con una gasa para cesar la hemorragia.

Si no puedes realizar todos estos pasos por la situación o lugar del accidente, tranquilo/a, lo más importante es que acudas a un dentista con urgencia.

¿Cómo se tratará un diente fracturado o roto?

Rapidez y calma, como hemos dicho ya, son los dos factores principales ante una  fractura dental.

Nuestra forma de reaccionar y el tiempo que tardemos en acudir al dentista son los dos factores claves que permitirán o no salvar el diente.

Por ello, no se deberá perder el tiempo en remedios caseros, consejos de no profesionales o remedios. El tratamiento ante una fractura dental siempre es profesional.

La demora en el tratamiento clínico puede conllevar el padecer infecciones, daños irreparables y la posibilidad de perder el diente.

Tratamiento del diente en función del daño que presenta

El dentista en la consulta dental valorará la lesión correctamente y planificará su tratamiento en función del daño presente.

Dependiendo del daño que presente el diente:

Daño leve

Si la fractura dental no ha afectado al nervio o pulpa.

El tratamiento consistirá en una reconstrucción con resina o composite.

La reconstrucción será del mismo color del diente por lo que esta será totalmente estética.

Podría ser conveniente la colocación de una carilla dental.

El tratamiento, debido a que el daño es leve, es rápido.

Daño moderado

Si la fractura es mayor y hay afectación o exposición del nervio o pulpa dental.

Se deberá proceder a realizar primero la endodoncia de la pieza dental y posteriormente, se colocará una prótesis fija o una corona.

La endodoncia es un tratamiento odontológico totalmente seguro que consiste en la eliminación de la pulpa dental lesionada y el sellado de los conductos pulpares.

La corona tendrá la función de proteger la estructura dental.

Daño severo

Cuando la fractura dental llega a nivel de la raíz del diente (sub-gingival).

Ante esta fractura no será posible el tratamiento dental y se deberá proceder a la extracción del resto dental o del diente remanente.

Tras la extracción dental se deberá rehabilitar el espacio del diente perdido mediante la colocación de un implante dental; Esta es la opción de tratamiento más aconsejable.

El implante dental no solo es el tratamiento más conservador, duradero, estético  y cómodo, sino que es el único que impide la re-absorción del hueso alveolar.

Durante el periodo de ósteo-integración, se podrá utilizar un provisional en la zona edéntula.

En la mayoría de los casos de fracturas dentales es posible el tratamiento del diente afectado.

El mejor de los tratamientos siempre será la prevención, por ello, si practicas deporte de contacto, nuestro consejo que utilices siempre un protector bucal.

Las caries dentales pueden provocar fracturas dentales, por ello, si presentas caries, deberías acudir a un dentista y tratar estas cuanto antes.

traumatismo bucal

¿Que son los traumatismos dentales?

Los traumatismos dentales son las lesiones de los dientes y los tejidos blandos que se producen por un golpe en la boca o dientes.

Es decir, puede ser consecuencia de golpes, caídas o la práctica de deporte.

Y supone, igualmente, una infinidad de lesiones que pueden ir desde la fractura hasta la pérdida de uno o más dientes.

Los traumatismos dentales pueden afectar a todo tipo de personas. Pero se dan más en los niños pequeños y jóvenes debido a la mayor actividad que tienen en sus vidas.

Tipos de traumas dentales

  1. Infracción del esmalte: supone una mínima afectación del esmalte que no procova ningún defecto en el diente.
  2. Fractura coronal del esmalte: Afecta únicamente al esmalte, provocándole grietas o agujeros.
  3. La fractura coronaria sin afectación de la pulpa dental: Es una lesión más profunda que afecta al esmalte y la dentina, pero que no llega a incidir en la pulpa dental.
  4. La fractura coronaria con afectación de la pulpa dental: Afecta tanto al esmalte, como a la dentina y a la pulpa dental.
  5. Y la fractura coronaria-radicular: Tiene incidencia en el esmalte y el cemento, pero no siempre afecta a la pulpa dental.
  6. Fractura radicular: Incluye la afectación de la dentina, del cemento y de la pulpa.
  7. Concusión: Supone una pequeña lesión del periodonto sin desplazamiento del diente ni aumento de la movilidad de la pieza dental.
  8. Subluxación: Esta situación provoca una lesión del periodonto sin desplazamiento del diente pero con una aumentación ligera de la movilidad.
  9. Luxación extrusiva: Desplazamiento dental en una dirección extrusiva, es decir, que provoca la salida parcial del diente de su alveolo.
  10. La luxación lateral: Supone un desplazamiento dental en su eje longitudinal, pero normalmente el ápice hacia vestibular y la corona a palatino.
  11. Y luxación intruciva: Desplazamiento apical con compresión y empaquetamiento que supone un daño severo al periodonto.
  12. Avulsión dental: Desplazamiento completo del diente fuera de su alveolo. El diente cae.

¿Que hago si mi hijo se le cae el diente por un traumatismo?

Es muy importante no perder la calma, pasar el diente avulsionado por água sin tocar la raíz y  reimplantar-lo inmediatamente si es posible.

Para conservar el diente y mantener las posibilidades de reimplantación debes poner el diente en un vaso con leche o solución fisiológica. Y acudir a tu dentista lo antes posible.

Es decir, en caso de no ser posible reimplantar el diente inmediatamente. El niño debe morder una gasa estéril para parar la hemorragia.

Y otra persona deberá buscar el diente para colocarlo en un vaso con leche o solución fisiológica o en la saliva dentro de la boca del niño.

El tiempo que transcurra el diente fuera del alveolo es inversamente proporcional al pronóstico del reimplante.

Lo mejor es llamar directamente a tu dentista para que te pueda aconsejar por teléfono sobre qué hacer antes de llegar a la clínica dental.

Seguir los consejos de los dentistas de Propdental supondrá un índice mucho más elevado de probabilidades de éxito en la rehabilitación del diente.

Sobre el autor:

Dr Dario Vieira Pereira
Licenciado en odontología. Se ha especializado con el Máster en Cirugía e implantología por la Universidad de Barcelona, y completó su formación con el Diploma de Estudios Avanzados en la Facultad de Odontología de la misma Universidad.

Licenciado en Odontologia 1996-2001
Master de cirugía bucal e implantología bucofacial, Facultad de odontología, Universidad de Barcelona 2001-2004
Diploma de estudios avanzados del Doctorado con clasificación de excelente 2006.

Comentarios

Aún no hay comentrarios para "Traumatismos dentales"

Deja tu comentario

He leído y acepto la política de privacidad de propdental.es

Consiento que se publique mi comentario con los datos que he facilitado (a excepción del email)

¿Qué hacemos con tus datos?

En propdental.es te solicitamos tu nombre y email (el email no lo publicamos) para identificarte entre el resto de personas que comentan en el blog.

Además, si quieres que te notifiquemos vía email, usaremos el email y el nombre que has proporcionado para poder enviarte las respuestas sobre este artículo

PEDIR CITA
TE LLAMAMOS

Te llamamos
Pide cita