Odontosección

2
ago
Odontosección
Odontosección , 2.0 out of 5 based on 1 rating
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 2.0/5 (1 vote cast)

La odontosección es uno de los pilares de una correcta exodoncia y cosiste en la sección del diente a diferentes niveles y en distintos fragmentos para facilitar su extracción.

“Divide y vencerás”, en este caso podemos aconsejar “has una correcta odontosección y conseguirás una exodoncia fácil y elegante”.


Con la odontosección que realiza el cirujano de clínicas Propdental se simplifica enormemente la extracción y se previene una de las complicaciones más frecuentes, la fractura radicular.

Se pretende que la extracción dentaria sea una intervención lo más atraumática posible y con gestos sencillos y elegantes. Nada más contrario a esta idea que la fractura de un diente en el intento de la extracción y los desesperados y impulsivos esfuerzos del odontólogo inexperto para eliminar estas raíces que quedan en el alvéolo.

La odontosección puede efectuarse dentro de una secuencia de extracción quirúrgica con ostectomía o llevarse a cabo sin la preparación de un colgajo gingival vestibular a fin de no lesionar la encía adherida.

Indicaciones de la odontosección en la extracción dental

Indicaciones de la odontosección en la extracción dentalLas indicaciones de la odontosección son muy parecidas a las de la exodoncia quirúrgica y siempre se establecerán tras un estudio clínico y radiográfico detallado. Las indicaciones más frecuentes son:

  1. Dientes incluidos. La odontosección permite economizar la resección del hueso u ostectomía.
  2. Molares superiores o inferiores que presentan sus coronas muy destruidas o con obturaciones que debiliten su resistencia a la fuerza que transmite el fórceps.
  3. Dientes multiradiculares en que las raíces son divergentes o presentan anomalías como dilaceraciones, curvaturas del tercio apical, etc. Las raíces cuyas vías de salida son antagónicas, pueden extraerse si previamente se dividen e individualizan.
  4. Dientes uniradiculares con raíces incurvadas o hipercementosis.
  5. Molares deciduos o temporales con raíces que engloban el germen del premolar permanente.
  6. Dientes implantados en el hueso hipercalcificado, con cementosis y/o patología local o sistémica, que altere su índice de elasticidad.

Radiográficamente podremos observar la rarefacción o imagen característica de cada tipo de lesión.

El estudio radiográfico es un pilar fundamental para la aplicación de esta praxis. Deben valorarse:

  • La corona dentaria. Consideraremos el tamaño y la forma de la caries, el grado de descalcificación de la corona, presencia de obturaciones que debiliten el diente, etc. Puede llegarse a la conclusión de que la corona no es útil para la exodoncia, y decidir que es más práctico y conveniente cortarla y separar las raíces antes de intentar la extracción dental convencional y que se nos fracture la raíz por debajo del reborde óseo.
  • La zona radicular. Es importante comprobar la forma, el tamaño y dirección de las raíces, existencia de dilaceraciones y cementosis, endodoncia, presencia de un septum interadicular potente y amplio, hueso periapical con gran condensación o esclerosis, etc.