CLÍNICAS DENTALES EN BARCELONA
PIDE CITA AHORA
934 914 914
Español Français English
Inicio » Pacientes geriátricos

Pacientes geriátricos

La boca igual que en todos los tejidos del organismo se encuentran sometidos a un proceso de envejecimiento que implican una atención odontológica enfocada a las necesidades los pacientes geriátricos.

El epitelio de la encía tiende a adelgazarse y a presentar menos queratinización. Del mismo modo, el tejido conectivo gingival tiene menos celularidad con un incremento concomitante de la cantidad de sustancia intercelular, densidad y grosor. El ancho de encía (“insertada”) puede aumentar mientras que la unión mucogingival permanece inalterada.

Aunque se han comunicado desde antiguo cambios en el espacio ligamentario de los ancianos, en unos casos referentes a un incremento, y en otros a una disminución, probablemente la discrepancia de deba a la cantidad de dientes presentes, de manera que si el individuo ha llegado a la senectud con la dentición prácticamente integra, al aplicar menos fuerza su musculatura masticatoria, el acto de la masticaciones será menos potente, disminuyendo la función de los tejidos de soporte periodontal. Si las pérdidas dentarias son importantes, los dientes remanentes verán sobrecargada su función, lo que podría traducirse en un incremento del espacio periodontal.

El cemento radicular puede verse incrementado de tamaño ya que sabemos que no deja de oponerse durante toda la vida. En el hueso alveolar suele observarse un menor trabeculado, sin que pueda relacionarse con procesos osteoporóticos o de otro tipo.

La recesión gingival tiende a aumentar con la edad, y aunque se barajan factores predisponentes, como el traumatismo mecánico (cepillado), la verdad es que en buena medida se desconoce su mecanismo. Hasta hace poco se consideraba que había que mantener un ancho adecuado de encía para prevenir la gingivitis y retrasar la aparición de retracción gingival, cosa que hoy día parece no tener un respaldo científico consistente. Por ello, con respecto a nuestros pacientes geriátricos, debemos tener en cuenta que hoy día no puede considerarse numéricamente un ancho de encía (Insertada) compatible con salud, y que salvo casos de compromiso estético y otros muy puntuales, no van a estar indicados los procedimientos quirúrgicos para retrasar la aparición de retracción gingival.

La migración apical del aparato de inserción no puede ser considerado un hecho fisiológico, y suele ser debido a procesos inflamatorios relacionados de forma mas o menos segura con la placa bacteriana.

Aparte del proceso de envejecimiento en si, hay una serie de factores que van a modificar el desarrollo de las enfermedades periodontales en el anciano.

No hay razón que justifique el aseverar que la placa bacteriana puede acumularse de una manera especial en el paciente geriatrico, aunque indirectamente, en ocasiones, puede estar facilitada su retención por restauraciones antiguas, atriciones, exposiciones radiculares antiguas, etc.

Pacientes geriátricos en odontología

Hay gran cantidad de factores que pueden hacer al anciano mas susceptible al padecimiento de enfermedades periodontales como son:

  • Cambios en las hormonas esteroideas
  • Medicaciones propiciatoria de sobrecrecimiento (“hiperplasias”) gingivales.
  • Diabetes
  • Xerostomía
  • Demencia (de un modo indirecto, propiciando el acumulo indiscriminado de placa bacteriana)
  • Consumo de tabaco
  • Factores mecánicos (mas que en ningún otro tipo de paciente, en lo referido a número de dientes perdidos, alteración en la posición de los remanentes, gran números de restauraciones, las malposiciones y los cambios en el margen periodontal por brotes anteriores de periodontitis.